Lavado de cara al Polideportivo Pisuerga de Valladolid

El Ayuntamiento invertirá 643.000 euros en la renovación del graderío telescópico del recinto

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, y el concejal Alberto Bustos visitan unas obras anteriores a la pandemia en el Polideportivo Pisuerga
El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, y el concejal Alberto Bustos visitan unas obras anteriores a la pandemia en el Polideportivo Pisuerga

Lavado de cara al Polideportivo Pisuerga de Valladolid, una instalación que cuenta ya con más de 35 años de historia a sus espaldas. El Consejo Rector de la Fundación Municipal de Deportes ha dad luz verde a la contratación de obras de instalación de un nuevo graderío telescópico en este complejo.

“Creemos que es vital seguir mejorando este recinto deportivo tan emblemático de la ciudad”, señala el concejal de Participación Ciudadana y Deportes, Alberto Bustos, quien recuerda que durante mucho tiempo no se ha podido hacer ninguna inversión, ninguna mejora, ninguna obra en el polideportivo ya que este estaba sometido a un proceso por parte de la administración concursal “como consecuencia de la pésima gestión vinculada al anterior club de baloncesto local”.

Si bien, en los últimos tiempos, partir de la recuperación de la gestión y de la posibilidad de invertir en el polideportivo por parte del Ayuntamiento, se han realizado importantes mejoras en zonas de esta instalación deportiva como en el frontón, el gimnasio, en la habilitación de un buen espacio de entrenamiento y competición para el baloncesto, nuevos vestuarios nuevo acondicionamiento acústico, locales para la Federación de Baloncesto de Castilla y León.

En el exterior del polideportivo también se han llevado a cabo mejoras con la construcción de una gran pista polideportiva y de una instalación para la práctica de un creciente deporte como es el parkour.

“Ahora vamos a acometer una obra muy importante que es la renovación completa del graderío telescópico del polideportivo por valor de 643.000 euros. Hay que tener en cuenta que es un graderío que tiene muchísimo uso ya que cada vez que hay que hacer un campeonato o un concierto hay que retirar el graderío y volverlo a instalar después”, explica Bustos.

Esta obra llevará a su vez aparejada la mejora del parqué, del pavimento del polideportivo, con un lijado, barnizado y pintado gracias a lo cual se optimizarán sustancialmente sus condiciones de uso.

Igualmente, se ha encargado también el proyecto para la renovación de todas las luminarias de esta instalación, que pasarán a ser LED, algo que no solo mejorará la imagen del polideportivo, sino que también supondrá a medio y largo plazo un ahorro energético muy importante, según informan fuentes municipales.

Además, las pistas exteriores también seguirán siendo objeto de la inversión municipal, con la construcción de dos nuevas instalaciones para prácticas deportivas como son el pump truck (equilibrios en bicicleta) y la calistenia (ejercicios gimnásticos sobre barras).

“Con estas actuaciones seguimos promoviendo el deporte tanto de alta competición como el deporte en los barrios”, finaliza el concejal.