Colau limita a 30 km/h todas las calles secundarias de Barcelona

La alcaldesa quiere convertir 212 kilómetros en calles de velocidad reducida en dos años

Barcelona convierte las calles Creu Coberta y Sants en zonas de velocidad 30
Las calles Creu Coberta y Sants de Barcelona se convierten en zonas de velocidad 30 EUROPA PRESS

La calle de Sants y de la Creu Coberta ya tienen, desde ayer, la velocidad limitada a 30 kilómetros por hora. El cambio afecta ambos sentidos de la marcha desde la plaza de España hasta la calle de Munné. Este eje es el primero de una lista de calles de la red básica que se convertirán en zona 30. De cara a 2021, se limitará la velocidad en arterias como la vía Laietana, la Travessera de Gràcia y las calles de la Diputació y del Consell de Cent. La teniente de alcalde de Movilidad, Janet Sanz,añadió además que «esta semana se firma el decreto a partir del cual el próximo 1 de marzo se establece el límite de velocidad a 30 kilómetros por hora en todas las vías de la red secundaria de la ciudad», incluyendo también aquellas que tengan más de un carril o más de un carril por sentido, añadió Sanz. El objetivo del Gobierno municipal es sumar en los próximos dos años 212 kilómetros más de calles 30, incrementado hasta el 75% el porcentaje de vías de la ciudad con este límite de velocidad, en unas actuaciones que proseguirán en 2021 en calles de la red principal de la ciudad.

En el caso del de Sants y el de la Creu Coberta se han puesto señales verticales y horizontales que indican el nuevo límite de velocidad y, además, se han realizado ajustes en los semáforos para que los coches no corran más de la cuenta. En los próximos días se instalará un radar pedagógico, que no multará. Este widget recopilará información sobre si se cumple la limitación a 30 km/h para, en ese caso, colocar un radar sancionador más adelante.

El 7 de marzo este eje se sumará a la iniciativa Abramos las calles, que, el primer fin de semana de cada mes, consiste en cortar la circulación en arterias principales de la ciudad. En febrero, el Ayuntamiento cortó el tráfico en vía Laietana, y el primer sábado de marzo también lo hará en la calle de Sants, Creu Coberta y Aragón. «Toda la ciudad tiene que ser transformada, porque esto es sinónimo de reducir la accidentalidad y garantizar una mejor conexión a pie y en bicicleta», afirmó Sanz.

Coincidiendo con los cambios a Sants y Creu Coberta, la alcaldesa firmará esta semana un decreto para convertir en calles 30 todas las vías de la red secundaria de la ciudad (las que tienen menos tráfico), tanto si tienen un carril por sentido o más. Esto hará que, a partir del 1 de marzo, Barcelona tenga 112 kilómetros de calles con la velocidad limitada a 30 km/h.

Con esta actuación, cerca del 70% de las calles de la ciudad ya serán zona 30. Para hacer cumplir este límite de velocidad, durante este año se harán varias actuaciones más allá de poner señales de tráfico, tales como plataformas elevadas, radares o hacer circular a los vehículos en zigzag. A finales del 2021, el Ayuntamiento quiere que tres de cada cuatro calles de la ciudad tengan la velocidad limitada a 30 km/h o menos.

Estas calles son: Via Laietana, Jordi Girona, Mandri, Travessera de Gràcia, carretera del Carmel, avenida Mare de Déu de Montserrat, Pi i Molist, Torras i Bages, Almogàvers, Taulat, Diputació y Consell de Cent, y a finales de 2021 está previsto llegar al 75% de las vías a velocidad 30 o menos en la ciudad.