Deportes

El dinero que ha ganado Pablo Carreño por conquistar el Masters 1.000 de Montreal

El gijonés se impuso a Hurkacz en la final (3-6, 6-3 y 6-3) y levantó el primer título de esta categoría

Pablo Carreño celebra eufórico el triunfo en el Masters 1.000 de Montreal
Pablo Carreño celebra eufórico el triunfo en el Masters 1.000 de Montreal FOTO: ANDRE PICHETTE EFE

Un resto a los pies y Hurkacz no logró sacárselo de encima. El partido había terminado, 3-6, 6-3 y 6-3: Pablo Carreño era campeón del Masters 1.000 de Montreal, el primer título de esta categoría que gana en su carrera.

Pegó unos saltos para celebrarlo, se fue a darse un abrazo con su palco, y después confesó: “No me lo creo”. Estaba loco de contento después de una temporada en la que no le estaba saliendo todo como él quería. Pero en una semana impecable, el mayor éxito de su carrera, junto con la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Tokio.

Y eso que el cuadro que le había tocado era más que complicado. Empezó contra Berrettini, al que venció por 6-3 y 6-2. En segunda ronda el joven danés Rune, de la misma generación que Carlos Alcaraz, al que superó por 6-0 y 6-3. Sinner, el italiano que venía lanzado, fue su víctima en octavos de final, otra vez con firmeza, 6-2 y 6-4. En los cuartos, el británico Draper, 7-6 y 6-1. En semifinales perdió por primera vez un set y no se hundió pese a desaprovechar una bola de partido en el segundo parcial ante el también británico Evans. Y en la final, la remontada contra Hurkacz: 3-6, 6-3 y 6-3.

El premio extra, el económico, es suculento: 915.295 dólares, que convertido a euros son unos 892.130. Al finalista le corresponde algo más de la mitad, 499.830 dólares (unos 487.180 euros). Es el séptimo título en la carrera de Pablo Carreño: Moscú y Winston-Salem, ambos en pista dura, en 2016; Estoril, de tierra batida, en 2017; Chengdu, en dura, en 2019; y Marbella y Hamburgo, en tierra, en 2021 son los anteriores. Además, ha disputado dos veces las semifinales de un Grand Slam, ambas en el US Open, en 2017 y 2020 y fue campeón de la Davis en 2019. El dinero ganado se une a los 13,7 millones de dólares (13,3 de euros) que había acumulado en una trayectoria en la que no lo ha tenido fácil porque de bien joven le operaron de una hernia que siempre tiene que tener en cuenta, y fortalecer la musculatura de la espalda, porque en cualquier momento le da la lata.

Hurkacz, por su parte, nunca había perdido una final de las cinco disputadas: Winston Salem 2019, Delray Beach, Masters 1.000 de Miami y Metz 2021 y Halle 2022. Carreño ya le hizo saber lo que se siente.