Air Europa cancela los vuelos a cinco países latinoamericanos que tenía previstos para septiembre

La aerolínea no volará a Argentina, Bolivia, Colombia, Paraguay y Perú debido al cierre al tráfico de estos países

Un avión de Air Europa en HondurasJosé ValleEFE

Nuevo jarro de agua fría para Air Europa. La compañía del Grupo Globalia ha anunciado hoy que va a cancelar las operaciones que tenía previstas en septiembre para los vuelos hacia y desde Argentina, Bolivia, Colombia, Paraguay y Perú. La compañía ha explicado que esta decisión se produce debido al cierre del tráfico de pasajeros por la pandemia de coronavirus en algunos países de América. “Debido al cierre del tráfico de pasajeros por la pandemia, en algunos países de América nos hemos visto obligados a cancelar las operaciones previstas para el mes de septiembre, estas incluyen los vuelos a y desde Argentina, Bolivia, Colombia, Paraguay y Perú”, ha señalado la compañía en su página web, según informa Ep. En concreto, los vuelos cubrían rutas entre Madrid y Asunción, Bogotá, Buenos Aires, Santa Cruz de la Sierra, Lima y Medellín.

No obstante y sujeta a las aprobaciones pertinentes, Air Europa ha asegurado que realizará vuelos semanales de repatriación a estos países. Además, la compañía seguirá operando con normalidad el resto de vuelos de largo radio con destino a Guayaquil, Miami, Nueva York, Quito, San Pedro Sula, Santo Domingo y Sao Paulo.

Nuevo revés

La suspensión de estos vuelos constituye un duro revés para la compañía del Grupo Globalia, por cuanto los vuelos de largo radio al sur de América constituyen buena parte del negocio de la compañía. Según aseguró IAG en noviembre del año pasado cuando anunció el acuerdo de adquisición de Air Europa por parte de Iberia, con esta compra, la cuota del holding hispano-británico en la zona se incrementaría del 19% al 26%. Precisamente, el desplome de este corredor y el tiempo que presumiblemente tardará en recuperarse son uno de los motivos que habrían llevado a Iberia a plantear que el precio de compra entonces acordado, 1.000 millones de euros, no se ajusta a la realidad del sector. Además, la propia situación financiera de la compañía de la familia Hidalgo se ha visto seriamente debilitada por la pandemia. Como aseguró su fundador, Juan José Hidalgo, el pasado mes de junio, el grupo está “seco” y si no reciben ayuda van a durar “un telediario”.

Precisamente, la semana pasada el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana reconoció a la aerolínea su condición de “estratégica”, lo que le abre las puertas a las ayudas de 10.000 millones del fondo creado por el Gobierno para ayudar a estas compañías. La compañía, de hecho, ya ha iniciado los trámites para recibir la ayuda con el envío de la documentación a la Sepi, que será la encargada de gestionar estas ayudas.