Hacienda defiende sus Presupuestos como “los imprescindibles” para lograr 27.000 millones de la UE

La secretaria de Estado de Presupuestos desmiente al gobernador del Banco de España y asegura que “jamás España” ha devuelto fondos europeos y que siempre los ejecuta

El Gobierno ha defendido los Presupuestos Generales del Estado de 2021, que aprobó el pasado 27 de octubre el Consejo de Ministros, como “los imprescindibles” para conseguir el adelanto de 27.000 millones de euros de los fondos europeos para la reconstrucción de España en la era postcovid-19. “Son la única vía para conseguir los fondos europeos imprescindibles para España”. Así lo ha asegurado la secretaria de Estado de Presupuestos y Gastos, María José Gualda, en su comparecencia este miércoles en la Comisión de Presupuestos del Congreso de los Diputados.

Esta partida, a su juicio, contribuirá a la recuperación de la economía hasta el 9,8% del PIB en 2021 y, por tanto, a la reducción del déficit público hasta el 7,7% del PIB. Su defensa a ultranza de las cuentas públicas para el año que viene se produce momentos después de que el gobernador del Banco de España haya cuestionado estos Presupuestos. Según el gobernador, “parecen optimistas también a la luz de la evidencia histórica y empírica” el supuesto de ejecución plena de los fondos europeos y los multiplicadores de su uso recogido en las cuentas de 2021. En este sentido, ha recordado que la capacidad de absorción de la economía española para movilizar fondos vinculados a programas europeos nunca ha alcanzado una tasa del 80%.

Sin embargo, la secretaria de Estado de Presupuestos ha desmentido estas afirmaciones del gobernador. “España jamás, jamás ha devuelto ninguna partida de fondos europeos” y los ha ejecutado en su totalidad. A su juicio, estas aseveraciones, como las del gobernador y los diputados de la oposición, generan un caldo de cultivo que no es real. Es más, ha afirmado que “no hay que esperar a que lleguen porque ya llegaron, fueron concedidos y asignados a España”, y espera que se puedan ejecutar los proyectos desde el 1 de enero de 2021, para lo que todos los Ministerios han remitido y siguen preparando la documentación con los requisitos exigidos por la Comisión Europea.

Sin embargo, según De Cos, “para que el uso de los fondos europeos tenga el efecto multiplicador sobre la actividad agregada que asume el proyecto de Presupuestos es necesario que dichos recursos se empleen en proyectos de calidad y siempre y cuando no se generen efectos de confianza negativos derivados, por ejemplo, de dudas sobre la sostenibilidad de las finanzas públicas”. Además, las estimaciones de déficit público y de evolución de deuda pública realizadas por el Gobierno, a su juicio, tampoco se cumplirán. Acto seguido, ha alertado de los riesgos que existen de que el déficit público supere el 7,7% del PIB previsto, así como de que la tasa de paro se acerque al 22,1% previsto por la autoridad monetaria más que a la estimación recogida en las cuentas públicas.