El Gobierno prorroga hasta el 9 de agosto la prohibición de los desahucios y la moratoria de alquileres

Estas medidas se unen a la continuación del bono social. El nuevo real decreto tiene como objetivo extender las medidas económicas y sociales que decaerían con la finalización del estado de alarma el próximo 9 de mayo

Movilización de Stop Desahucios
Movilización de Stop Desahucios

El Consejo de Ministros ha aprobado este martes un nuevo real decreto ley, realizado por 9 ministerios, que establece, entre otras medidas, la prórroga hasta el 9 de agosto de las medidas socioeconómicas en materia de vivienda puestas en marcha durante el estado de alarma con motivo de la pandemia de Covid-19, como la prohibición de los desahucios de personas vulnerables, la moratoria de alquileres y la continuación del bono social.

Así lo indicó la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, en la que dio cuenta de este real decreto ley aprobado por el Ejecutivo para establecer ciertas medidas una vez finalizado el estado de alarma, que vence este domingo 9 de mayo.

En concreto, tal y como ya adelantó el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el pasado 14 de abril, el Ejecutivo prorroga la suspensión de los desahucios y lanzamientos de arrendatarios vulnerables sin alternativa habitacional, incluidos aquellos aspectos de hogares afectados por procedimientos de lanzamiento de su vivienda habitual, que no se deriven de contratos de arrendamiento, cuando existan personas dependientes, víctimas de violencia sobre la mujer o menores de edad a cargo, previa valoración ponderada y proporcional del juez.

Asimismo, amplía durante tres meses más la posibilidad de solicitar la moratoria o condonación parcial de la renta del alquiler de vivienda, cuando el arrendador sea un gran tenedor o entidad pública, así como los contratos que pueden acogerse a la prórroga extraordinaria de seis meses de los alquileres de vivienda, en los mismos términos y condiciones del contrato en vigor.

Estas medidas se añaden a la decisión del Ejecutivo de incluir en ese decreto una regulación que va a permitir que las CCAA puedan recurrir en casación ante el Tribunal Supremo las decisiones que adopten los Tribunales Superiores de Justicia de las autonomías, con el fin de unificar criterios para seguir luchando contra la pandemia.

La vicepresidenta primera también ha destacado otras dos medida que se han incluido en este decreto como la posibilidad de seguir contando con médicos jubilados, con la compatibilidad absoluta de sus pensiones, porque han sido movilizados por las CCAA y han realizado un trabajo “extraordinario” que puede continuar en el tiempo. Y ha añadido también la posibilidad de poder seguir disponiendo de los recursos del Pacto de Estado contra la violencia de género para seguir protegiendo a los menores y mujeres de la violencia machista y considerar de particular fragilidad a mujeres y menores que son objetos de trata con fines de explotación sexual.

Según Carmen Calvo, este decreto significa que todos los ciudadanos pueden estar tranquilos ante el fin del estado de alarma el próximo 9 de mayo.