Telefónica lleva la anhelada fibra óptica a los Paradores

Los 97 establecimientos de la red de alojamientos de la compañía pública contarán con el servicio en julio. Se trata de uno de los más demandados por los clientes

Óscar López-Águeda, presidente de Paradores (izda), junto a Emilio Gayo, presidente de Telefónica España, durante el acto en el que presentaron el despliegue
Óscar López-Águeda, presidente de Paradores (izda), junto a Emilio Gayo, presidente de Telefónica España, durante el acto en el que presentaron el despliegueTELEFÓNICA TELEFÓNICA

La disponibilidad de un bueno acceso a internet se ha convertido en una de las prioridades de los clientes al elegir hotel. Según un estudio realizado en 2020 por Qualtrics, empresa estadounidense especializada en el sector hotelero, entre los cinco factores clave que hacen que un turista se decante por un hotel está en segundo lugar que el establecimiento tenga WiFi, superando otros requisitos como el de que haya desayuno y parking gratuito o que las habitaciones sean silenciosas. Hasta ahora, en la red de alojamientos de Paradores, la infraestructura de red dependía de varios proveedores de telecomunicaciones y tenía un limitado ancho de banda. Esto, unido a la complicada orografía en la que se ubican -muchos en lugares remotos- y a la propia arquitectura de los edificios limitaba la cobertura y dificultaba el acceso incluso a funcionalidades básicas. Pero todos esos problemas están muy cerca de solucionarse.

Paradores ha seleccionado a Telefónica, a través de un concurso público, como socio tecnológico único para culminar su digitalización, implantando una red de alta disponibilidad y banda ancha ultrarrápida en los 97 emplazamientos de la hotelera pública. El proceso de implantación de la fibra óptica avanza a muy buen ritmo, según Telefónica. En los últimos dos meses, la compañía ha llevado la banda ancha a 31 edificios que no contaban con ella, por lo que 71 Paradores disponen ya de esta tecnología. Se estima que a primeros de julio esté instalada en los 97 establecimientos de la red.

Plan de transformación

La evolución de los servicios de comunicaciones de Paradores será la base para desarrollar su plan de transformación digital que mejorará tanto la gestión interna como la experiencia del cliente. Además, espera que sirva para ampliar su público con visitantes que requieren teletrabajar, viajeros digitales o turistas más jóvenes que buscan una atención sostenible gracias al uso de la tecnología.

Esta optimización de las comunicaciones modernizará la oferta de entretenimiento digital y las propuestas de Paradores. Los clientes podrán acceder a televisión a la carta o hilo musical basado en las listas personales de Spotify desde las habitaciones; realizar reservas desde el móvil para contratar actividades en el propio establecimiento o por la zona; celebrar eventos y reuniones empresariales con todas las garantías de conectividad o teletrabajar desde lugares tan remotos como el Parque Natural de Ordesa y Monte Perdido (Parador de Bielsa), la sierra de Cazorla (Parador de Cazorla), los Picos de Europa (Paradores de Cangas de Onís y Fuente Dé) o palacios y castillos como los de Sigüenza, Jaén, Alarcón o Alcañiz o Jarandilla.

Durante los próximos cinco años, Telefónica implantará una solución de voz que se basa en una evolución de su red a un entorno 100% IP NGN (Next Generation Network), lo que permitirá prestar nuevos servicios sobre la voz y ganar flexibilidad. Las comunicaciones convergentes ayudarán a la movilidad de los empleados y a la digitalización de los procesos de negocio. Para ello, se dotará a los dispositivos móviles de capacidades de voz y datos, así como de funcionalidades de gestión remota a través de las herramientas de Movile Device Management (MDM).

Digitalización del sector

La digitalización se perfila como un elemento clave para el futuro del sector hotelero. Un establecimiento puede ya monitorizar las zonas comunes y habitaciones a través de la red de fibra o 5G para mejorar los servicios y el confort de los huéspedes. Puede también reducir el tiempo medio de check-in de cinco minutos a varios segundos gracias a la integración con sistemas biométricos, como el reconocimiento facial, o mejorar la calidad percibida por los clientes en más del 15% por la implantación de sistemas de chatbots que recojan las demandas y den soluciones instantáneas durante la estancia. Y todo ello, mientras se mantienen los datos sensibles protegidos en todo momento gracias al cloud y a la red del hotel.

La digitalización puede hacer también los hoteles mucho más sostenibles mediante la monitorización y el control de todos los parámetros energéticos y de consumo de agua en tiempo real. La implantación de estos sistemas reduce un 3% la factura de la luz y el agua y un mayor control podría hacer que los ahorros fueran de hasta un 10%. También ayuda a optimizar la climatización de los espacios comunes con sensores inteligentes gracias a la red y a grandes infraestructuras en la nube que soportan plataformas y ecosistemas.