Rocío Carrasco y su “auto censura”: ¿Se protege a ella o a su hija?

Aunque la protagonista del documental aseguró que se habían eliminado “algunos detalles que debían permanecer entre ella y yo”, detrás de esta decisión, consensuada con la productora, se esconden otros motivos

Entrevista a Rocío Carrasco
Entrevista a Rocío CarrascoMediaset.

A pesar de que hace varias semanas ya se adelantaron detalles de lo más duros con respecto a la agresión o “paliza” que recibió la hija de Rocío Jurado a manos de Rocío Flores, la propia Rocío Carrasco, aseguró en su entrevista en directo del pasado miércoles que, de acuerdo con los productores del documental, se había decidido reeditar el episodio 8. En él se narra el maltrato que sufrió a manos de su hija y cómo vivió los hechos que provocaron que no haya vuelto a ver a su primogénita desde 2012.

Así, el episodio más polémico de su vida, ha sido reeditado y se han suprimido más de 11 minutos de su escalofriante relato, una decisión que algunos interpretan como una forma de proteger a su hija y, otros, como una censura necesaria para evitar una condena en los tribunales, después de que Antonio David anunciara que actuaría legalmente contra los responsables de La Fábrica de la Tele, autores de la docuserie.

Aunque desde la productora se han apresurado a comunicar que, pese la nueva edición de ‘Rocío, contar la verdad para seguir viva’, los espectadores comprenderán perfectamente lo que ocurrió aquel 27 de julio de 2012 en el hogar de Rocío Carrasco ya que, lo eliminado, no afecta al resultado del relato. Y según sus responsables, “Al quitar estos minutos la historia no se desvirtúa y se llega a entender perfectamente por qué están como están”, han asegurado en Sálvame.

Ya lo avanzó la propia Rocío Carrasco en la entrevista que le hicieron Carlota Corredera y Jorge Javier Vázquez, dónde aseguró que “se han eliminado detalles que deben quedarse para ella y para mí”. Desde la cadena y la productora han querido dejar claro que esto es algo que se ha dado “por el expreso deseo de Rocío Carrasco y porque los máximos responsables están absolutamente de acuerdo con la decisión”. Tras alcanzar este acuerdo se eliminaron “11 minutos y 38 segundos de ese relato escalofriante”.

Los motivos por los que se habría tomado esta decisión no se han aclarado expresamente más allá de lo dicho por su protagonista lo que ha generado infinidad de especulaciones. Aunque, desde algunos sectores afines a la protagonista, se desliza que Rocío Carrasco busca proteger a su hija, otras personas que trabajan en la cadena aseguran que ha sido una manera de evitar “lo más demandable” ante el temor de que, tanto Antonio David Flores como Rocío Flores, actúen legalmente contra los participantes y autores del documental.

Recordemos que Antonio David ya anunció demandas y que también su hija acudió, pocas semanas después del lanzamiento del documental, al despacho de abogados de Ivan Hernández, letrado del malagueño. Todo ello podría ser el verdadero motivo por el que se han eliminado los detalles más escabrosos o incluso, los que no podrían estar respaldados por la sentencia judicial que condenó, en 2013 a Rocío Flores por un delito de “maltrato continuado” a su madre.