Gente

Belleza

Amelia Bono por fin responde a la mayor incógnita sobre sus retoques estéticos

Carga contra “los listillos” que dan por hecho los supuestos tratamientos a los que se habría sometido

Amelia Bono con jeans de Zara y Converse.
Amelia Bono con jeans de Zara y Converse.@ameliabono

Amelia Bono es uno de los rostros más conocidos del país, y no solo por su condición de “hija de” José Bono, el que fuera ministro durante el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, sino porque se ha consagrado como toda una influencer. Con sus más de 450.000 seguidores en Instagram comparte algunos momentos de su día a día, así como consejos de moda y belleza.

En esta ocasión, se ha mostrado molesta con algunos “listillos” que se han pronunciado sobre sus supuestos retoques estéticos, y se ha sincerado sobre uno de los aspectos de su físico que más incógnitas despierta: ¿se ha rellenado los labios con ácido hialurónico?

No, no me he puesto labios. A veces dais por hecho muchas cosas, pero no. Me visteis ayer que fui a mi doctora favorita, y es verdad que ella pincha los labios muy bien, pero en este caso yo no lo he hecho”, asegura Amelia Bono.

Replicamos su último estilismo, prenda a prenda
Replicamos su último estilismo, prenda a prenda@ameliabonofreemarker.core.DefaultToExpression$EmptyStringAndSequenceAndHash@6d1771e5

La influencer suele visitar con frecuencia la clínica estética de la doctora en cuestión para someterse a tratamientos contra las manchas, pero mantiene que sus labios son naturales. Eso sí, Amelia Bono recalca que tampoco estaría obligada a revelar sus secretos estéticos, aunque insiste en que, de momento, no ha recurrido al ácido hialurónico para ganar volumen.

Lo cierto es que Amelia Bono no suele tener problemas a la hora de compartir con sus seguidores los tratamientos estéticos a los que se somete, y, como se ha comentado anteriormente, ha explicado en varias ocasiones que se ha puesto en manos expertas para reducir las manchas de su piel.

““Yo siempre estoy preocupada por mis manchas, porque me las tengo que proteger un montón, y también por la flacidez de la piel y las arrugitas. Además, a mí, como a todas, depende del ciclo hormonal de la mujer en el que estéis, me suelen salir rojeces y bueno, cosas que pasan”, explicó Amelia Bono. Para poner fin a estos problemillas estéticos, la hija del exministro se somete con frecuenia a un tratamiento de “luz pulsada facial que atenúa los poros, las arrugas, difumina las manchas, y nada, yo estoy muy contenta. Me lo hago cada x tiempo”.