El gafado día del ministro de Sanidad holandés

Hugo de Jonge tuvo que regresar a casa tras presentarse con un pasaporte caducado y poco después se puso en cuarentena por haber estado en contacto con un contagiado de covid

El ministro de Sanidad holandés, Hugo de Jonge, muestra a la Prensa su pasaporte caducado
El ministro de Sanidad holandés, Hugo de Jonge, muestra a la Prensa su pasaporte caducadoDPA vía Europa Press

Hugo de Jonge, quien como ministro de Sanidad dirige la lucha contra la pandemia de coronavirus en Países Bajos, se las vio y las deseó para poder votar en Róterdam. Un colegio electoral envió al ministro de vuelta a casa para obtener un pasaporte válido después de que presentara uno caducado mientras intentaba votar en las elecciones legislativas de hoy. Por si fuera poco, tras poder votar por fin tuvo que someterse a cuarentena por haber mantenido un contacto con un contagiado. De Jonge se convirtió, a su pesar, en el protagonista de la jornada electoral holandesa.

“Un consejo: lleva contigo una identificación VÁLIDA”, aseguró Jonge posteriormente en un comunicado en Twitter con el hashtag ‘alittledumb’.

El periódico holandés “Algemeen Dagblad” citó al presidente de la mesa electoral diciendo que no podían incumplir las reglas de votación para un político.

Para colmo, el ministro tuvo que anunciar poco después que se ponía en cuarentena por haber estado en contacto con un contagiado de coronavirus, la anécdota más comentada de esta jornada electoral en Países Bajos. «Y solo es mediodía», suspiró el ministro en funciones, en un mensaje de Twitter ya desde su casa, después de una mañana ajetreada y llena de anécdotas.

«Estaban en el mismo cajón», justificó su portavoz. «Las reglas también se aplican a él, incluso si fuera [el rey] Guillermo Alejandro, tampoco lo hubiéramos permitido», explicó el presidente del colegio electoral en cuestión.

«¡Qué aventura! ¿No? He llegado a mi casa a la 1 de la madrugada (…) Fue mi error, debería haberlo hecho (preparar la documentación). Tampoco somos superorganizados en casa, he de confesar. Tenemos todos los documentos de identidad en una caja, incluido el pasaporte caducado», dijo a la prensa que le esperaba en el centro de votos al aire libre, un conjunto de tiendas instaladas en la calle para votar sin bajarse del coche.

El miércoles fue el tercer y último día de una elección nacional que se considera un referéndum sobre el manejo de la pandemia por parte del gobierno del liberal Mark Rutte, que parte como favorito para un cuarto mandato. De Jonge pertenece a un partido de centro derecha de la coalición gobernante que se espera que se mantenga en el poder.