Por qué Kim Jong Un no quiere vacunas contra la covid en Corea del Norte

El dictador comunista prefiere construir muros en la frontera y endurecer los controles para evitar la importancia de positivos

El dictador norcoreano Kim Jong Un
El dictador norcoreano Kim Jong UnAP

El líder norcoreano Kim Jong Un no se ha vacunado contra la covid según sostiene el servicio de espionaje de Corea del Sur. Tampoco de que Corea del Norte haya recibido vacunas extranjeras para inmunizar a su población contra el coronavirus. Así lo expuso el Servicio Nacional de Inteligencia a los legisladores en una sesión informativa a puerta cerrada. COVAX, el programa respaldado por la ONU para enviar vacunas covid a todo el mundo, informó en febrero que Corea del Norte podría recibir 1,9 millones de dosis en la primera mitad del año. Pero el envío no se ha realizado y no ha habido informes de que Piongyang haya intentado asegurar vacunas en otros lugares para sus 26 millones de habitantes.

Algunos expertos han especulado con la idea de que Kim y sus principales asesores podrían haber recibido vacunas importadas a través de canales no oficiales. Otro legislador, Kim Byung-kee, citó al NIS, el servicio de espionaje de Seúl, diciendo que el gobierno de Corea del Norte está tratando de disipar cualquier expectativa entre los ciudadanos de que recibirán vacunas del extranjero y, en cambio, los insta a aumentar su vigilancia contra el virus.

En este sentido, el diputado afirmó que Corea del Norte está construyendo puestos de guardia y estructuras de hormigón a lo largo de su frontera con China para evitar los cruces fronterizos ilegales como parte de sus medidas antivirus. Corea del Norte ni siquiera permite la entrada de diplomáticos de China, su principal aliado y benefactor de la ayuda.

Kim Jong Un regañó recientemente a altos funcionarios de su gobierno por fallos “cruciales” en la prevención del coronavirus que, según dijo, causaron una “gran crisis”. Pero su régimen mantiene que el país se defiende perfectamente del virus, una afirmación que es ampliamente cuestionada por expertos externos.

La Organización Mundial de la Salud dijo la semana pasada que Corea del Norte le informó que había examinado a 31.794 personas para detectar el virus hasta el 24 de junio y que todas fueron negativas. Kim, en discursos recientes, ha pedido a la nación que se prepare para las restricciones prolongadas de la covid-19, lo que indica que el país no está listo para reabrir sus fronteras a pesar del costo masivo en su economía, que ya había sido devastada por años de mala gestión y liderada por las sanciones de Estados Unidos.

Según el informe de NIS, Corea del Norte había planeado reabrir su frontera con China en abril, pero dejó de lado la idea debido a la escasez de equipos de desinfección. UNICEF, que adquiere y entrega vacunas en nombre de COVAX, indicó que no está claro cuándo podrían entregarse las vacunas en Corea del Norte, que aún tiene que completar el trámite burocrático para recibir suministros de COVAX. “La OMS y UNICEF han estado trabajando con el Ministerio de Salud Pública (de Corea del Norte) para garantizar el acceso a las vacunas COVID-19 a través de la instalación COVAX. Sin embargo, (Corea del Norte) aún no ha recibido vacunas a través de la instalación COVAX y no hay confirmación de cuándo las recibirá el país “, dijo UNICEF en un comunicado enviado por correo electrónico.

Hong Min, analista del Instituto Coreano para la Unificación Nacional de Seúl, dijo que la campaña antivirus de Corea del Norte sigue centrada en cuarentenas estrictas y controles fronterizos, y que las vacunas parecen ser algo secundario. Kim ha instado repetidamente al pueblo norcoreano a unirse bajo el liderazgo de su familia para construir una economía autosuficiente y resistir las dificultades relacionadas con la pandemia.

El jueves, Kim presentó sus respetos en el mausoleo donde se encuentra el cuerpo embalsamado de su abuelo, el fundador nacional Kim Il Sung, para conmemorar el 27 aniversario de su muerte. Como en otros eventos recientes, él y otros altos funcionarios no usaron mascarillas. Durante la visita, Ri Pyong Chol, uno de los asesores más cercanos de Kim, considerado una figura central en los programas nucleares y de misiles de Corea del Norte, estaba de pie en la tercera fila, no en la primera fila junto con Kim. Esto sugiere que Ri fue destituido del poderoso organismo de liderazgo del Presidium de cinco hombres del Politburó.

Los medios estatales de Corea del Norte informaron recientemente que algunos altos funcionarios no identificados, incluido un miembro del Presidium, habían sido cesados. Algunos expertos dicen que Kim tenía como objetivo trasladar la insatisfacción pública por las dificultades económicas a esos funcionarios. El NIS también les dijo a los diputados que Kim no parece tener ningún problema de salud a pesar de su reciente pérdida de peso. Dijo que no ha visto información de inteligencia de que los hospitales a cargo de la salud de Kim hayan importado medicamentos, y que Kim recientemente presidió reuniones durante varias horas y caminó normalmente.

Fotos recientes de Corea del Norte muestran a Kim mucho más delgado, lo que generó especulaciones de que podría tener problemas de salud. El NIS dijo que cree que Kim se puso a dieta para mejorar su salud y perdió de 10 a 20 kilos entre febrero y junio.