Asia

Corea del Norte lanza el Hwasong-17, un devastador misil capaz de llegar hasta cualquier punto de EE UU

Las bases aéreas estadounidenses en Japón instaron a su personal a ponerse a cubierto antes de que el proyectil cayera a 200 kilómetros de la costa

La última y amenazante prueba de un misil balístico intercontinental de Corea del Norte, probablemente uno de los proyectiles más poderosos hasta el momento, fue condenada rotundamente por las principales potencias mundiales y eclipsó la agenda de la cumbre de alto perfil de Cooperación Económica Asia-Pacifico (APEC), en Tailandia. Los líderes de Estados Unidos, Australia, Canadá, Nueva Zelanda, Corea del Sur y Japón, reunidos en Bangkok con motivo del foro intergubernamental de economías de 21 miembros, convocaron una reunión de emergencia para discutir el lanzamiento.

El viernes por la mañana, Kim Jong Un lanzó un misil balístico intercontinental (ICBM), que se sospecha que es el Hwasong-17, el de mayor alcance del país. Este aterrizó en la zona económica exclusiva japonesa, a 200 km de la costa de Hokkaido (Japón).

Localizador misil Corea del Norte
Localizador misil Corea del Norte FOTO: T. Nieto

El proyectil, que estuvo en el aire durante más de una hora, obligó al comandante de la 35ª Ala de Caza de la Fuerza Aérea de Estados Unidos a ordenar a todo el personal de la base aérea de Misawa (Japón) que buscara refugio como medida de precaución, al no conocerse la ubicación final del cohete.

Kim Jong-un escoltado por dos militares delante del poderoso misil que es transportado por un camión
Kim Jong-un escoltado por dos militares delante del poderoso misil que es transportado por un camión FOTO: La Razón (Custom Credit)

Este recorrió una distancia de aproximadamente 1.000 km y alcanzó una altura máxima de unos 6.000 km, según funcionarios surcoreanos y japoneses. Además, tenía suficiente autonomía como para alcanzar todo el territorio de Estados Unidos y lanzar una ojiva nuclear, declaró el ministro de Defensa japonés, Yasukazu Hamada.

Alcance potencial de Corea del Norte
Alcance potencial de Corea del Norte FOTO: T. Nieto

Dicha demostración llevó a Seúl y a Washington a realizar simulacros conjuntos de la fuerza aérea en respuesta, Los cazas surcoreanos de quinta generación F-35A lanzaron bombas guiadas por láser GBU-12 sobre objetivos que se hacían pasar por plataformas móviles norcoreanas (TEL), mientras otros cuatro F-35A surcoreanos y cuatro F-16 estadounidenses volaban en formación de combate sobre el Mar de Japón, informó el Estado Mayor Conjunto (JCS).

El último test sirvió de recordatorio sobre los riesgos existentes de conflicto en la región y fuera de ella, además de las fricciones entre las grandes potencias que amenazan con desestabilizar el orden mundial.

Desviándose de la agenda oficial de la APEC, la vicepresidenta estadounidense Kamala Harris calificó la prueba de misiles de “violación descarada” de múltiples resoluciones de Naciones Unidas y de “acto desestabilizador”. A su vez prometió tomar “todas las medidas necesarias” para garantizar la seguridad de su territorio y de sus aliados Corea del Sur y Japón.

Asimismo, el presidente de Corea del Sur, Yoon Suk Yeol, instó a los funcionarios a imponer fuertes sanciones a Corea del Norte tras una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad Nacional. Igualmente, exigió la aplicación de una disuasión ampliada y reforzada para contrarrestar las amenazas de Corea del Norte, según informó su oficina en un comunicado.

Por su parte, el primer ministro japonés, Fumio Kishida, consideró que el constante aluvión de lanzamientos se está produciendo con una “altísima periodicidad y sin precedentes” últimamente y mostró su preocupación por posibles nuevos disparos.

Kim Jong-Un supervisó el primer lanzamiento de este misil el pasado mes de marzo y celebró que todo saliera como estaba previsto
Kim Jong-Un supervisó el primer lanzamiento de este misil el pasado mes de marzo y celebró que todo saliera como estaba previsto FOTO: La Razón (Custom Credit)

En una declaración conjunta, los tres líderes condenaron enérgicamente las recientes pruebas norcoreanas y acordaron trabajar juntos para reforzar la disuasión. A su vez, Biden reafirmó el compromiso de Estados Unidos de defender a Corea del Sur y Japón con toda su gama de capacidades, incluidas sus armas nucleares.

Muy diferente fue la respuesta de Rusia, que culpó a Washington de poner a prueba la paciencia de Pyongyang y reconoció su preocupación por la evolución en la Península coreana. Corea del Norte está sometida a sanciones de Naciones Unidas por la exhibición de armas en el pasado, pero no se ha enfrentado a nuevas medidas disciplinarias este año porque los intentos de la Casa Blanca contaron con la oposición de Pekín y Moscú en el Consejo de Seguridad.

No obstante, el país había detenido los lanzamientos de armas durante una semana antes de una prueba de un misil balístico el jueves, que fue precedida por la amenaza del ministro de Asuntos Exteriores del Norte, Choe Son-hui, con respuestas militares “más feroces”. Choe se refería con extrema molestia a la reciente cumbre trilateral del presidente estadounidense con sus homólogos surcoreano y japonés al margen de la cumbre regional de Camboya, ASEAN.

Parece que este año Kim Jong Un está sumido en el día de la marmota, disparo tras disparo. Solo en la primera semana de noviembre se produjeron más de 30 envíos, llegando incluso hasta 23 en un solo día, el más ajetreado de su historia. Una salva voló sobre la frontera marítima de facto con Corea del Sur por primera vez desde que terminó la Guerra de Corea en 1953. Ahora que el congreso nacional del Partido Comunista Chino ha concluido, el presidente norcoreano Kim ya no se contiene en sus grandes provocaciones por deferencia a su principal aliado chino. Los analistas y la comunidad internacional creen que las probabilidades de que el Norte realice su séptima prueba nuclear aumentan por momentos.

China y Corea del Norte son nominalmente aliados, pero las relaciones entre ambos vecinos -siempre difíciles- se han deteriorado a medida que Kim ha acelerado su desarrollo nuclear y de misiles balísticos. En el último año, los ensayos nucleares y de proyectiles balísticos del líder norcoreano han coincidido con eventos chinos de alto nivel, como la cumbre de los BRICS en Xiamen, el foro de la Franja y la Ruta en Pekín y la cumbre Xi-Trump en Mar-a-Lago.

Sin embargo, el Reino Ermitaño depende económicamente de Pekín, que actualmente representa más del 90 por ciento de su volumen total de comercio y la mayoría de las importaciones de alimentos y energía.