Los puntos sobre las íes: ¿qué café es (de verdad) el más sano?

Este es un mensaje para los que no pueden vivir sin su café mañanero: tenemos buenas y malas noticias. ¡Apunta!

En la imagen, tres tipos de café.UnsplashUnsplash

Tomado con moderación, el café no tiene por qué ser malo. El nuestro es un país de tradición cafetera. Como diría La Vecina Rubia “todos tenemos una amiga que dice eso de “yo sin mi café no soy persona” y si no la tienes eres tú”. Lo cierto es que no tenemos por qué renunciar a ese café en el desayuno si bien es cierto que tomarlo con el estómago vacío no es lo más recomendable porque al ser una bebida especialmente ácida puede dañar nuestra microbiota intestinal. Otra cosa que tenemos que tener presente es que no todos los cafés son iguales. De hecho, los cafés que no son sanos pueden resultar tóxicos a largo plazo. Pero el misterio está en saber diferenciar un café sano de uno que no lo es. ¡Toma nota!

En la imagen, varios tipos de café.UnsplashUnsplash

En primer lugar tenemos que hablar del café de torrefacto. Es un café no apto o saludable porque es el que se elabora a partir del tueste con azúcar del grano de café y, como en esta cabecera te hemos contado ya en varias ocasiones, lo ideal para llevar un estilo de vida sano es desplazar poco a poco el azúcar para ir acostumbrándonos al sabor natural de los alimentos.

En la imagen, el neón azul de una cafetería.UnsplashUnsplash

Los que también suelen llevar azúcar son los cafés encapsulados. Pero sí, lo sabemos. A todos nos falta tiempo y hacerse uno de estos cafés es más cómodo y rápido. No pasa nada. Por suerte ya existen cápsulas recargables así que podemos seguir usando nuestra cafetera de cápsulas sin ningún problema. En Amazon las cápsulas rellenables cuestan poco más de seis euros y las puedes encontrar en este enlace.

En la imagen un hombre sirve una taza de café.UnsplashUnsplash

El café más sano por lo tanto es el café de tueste natural y si puede ser recién molido, mejor que mejor. En Planeta Huerto puedes encontrar un molinillo de café libre de BPA por solo 12 euros. Es cierto que el café no caduca. Sin embargo los expertos recomiendan no tomarlo cuando han pasado más de dos meses desde que fue molido. Con los cafés de tueste natural molidos del supermercado esa fecha no está tan clara por eso lo mejor es comprar café natural de grano entero y molerlo en casa en el momento en el que vayamos a consumirlo. Solo de esta forma conservaremos todas sus propiedades y capacidades antioxidantes.

En la imagen, una taza de café humeando en el frío invierno.UnsplashUnsplash

Es conveniente recordar que se deben consumir como máximo 400 miligramos cafeína al día. Según la OCU, un café estándar de 100 mililitros aproximadamente contiene 128 miligramos de cafeína si es casero y 180 miligramos si es de cafetería. Por eso, puestos a elegir, el café, mejor en casa.

En la imagen, una cafetera.Unsplash