MENÚ
viernes 20 julio 2018
15:23
Actualizado
Consulta
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Los «quitamiedos», el mayor déficit en la conservación de carreteras

Un análisis de la Asociación Española de la Carretera estima que habría que invertir 248 millones.

  • Las señales verticales y su visibilidad es uno de los aspectos analizados
    Las señales verticales y su visibilidad es uno de los aspectos analizados

Tiempo de lectura 2 min.

13 de julio de 2018. 00:40h

Comentada
Belén V. Conquero Madrid. 13/7/2018

«Lo que refleja nuestro informe es que existe una estabilidad en el mantenimiento de los firmes. Se mantiene por encima de la media, pero si no se incrementa el gasto en su cuidado, en un futuro la inversión financiera tendrá que ser mayor», explica a LA RAZÓN Jacobo Díaz, director general de la Asociación Española de la Carretera (AEC), que ayer presentó un informe sobre el estado de las carreteras españolas. ¿Conclusión? Uno de cada trece kilómetros de la red viaria tiene desperfectos relevantes en más del 50% de su superficie. En el caso de los 75.546 kilómetros de carreteras autonómicas, el déficit de mantenimiento se cifra en 4.843 millones, de los que sólo 329 millones corresponden a señales y otras dotaciones. Y es que sólo se han analizado las vías del Estado y autonómicas, la autopistas, carreteras urbanas y de diputaciones no han entrado en el estudio «porque no podíamos abarcarlo todo y la muestra sería demasiado grande», sostiene el director.

La conclusión principal del informe con respecto a Madrid es que tiene un déficit acumulado en la conservación de carreteras de 248 millones de euros. «Estas acciones no se pueden seguir manteniendo tirando de presupuesto extraordinario. Pedimos que Madrid incremente la partida que destina entre un 7 y un 8 por ciento a los largo de las próximas dos legislaturas», explica Díaz. Desde la asociación aseveran que, hoy por hoy, «no se está dando un tratamiento preventivo al firme y sólo se actúa cuando aparece el problema y no queda otra». Los principales enemigos del pavimento son el agua y el paso de vehículos pesados que «dejan deformaciones evidentes».

En lo que respecta a la situación del equipamiento de las carreteras –señales verticales, horizontales, barreras de seguridad (quitamiedos) y balizamiento– «la media nacional se sitúa en 4,8 y Madrid también suspende porque está en 4,7. Se mantiene como el resto, pero ha perdido cerca de un 20 por ciento en los últimos años en la mejora de barreras de contención», afirma el portavoz de la entidad. Y es que este elemento es uno de los más caros de mantener «porque con cada impacto hay que cambiarlo entero».

Los que más padecen los problemas de las vías, especialmente los referentes al firme, son los vehículos de dos ruedas, ya que «les obliga a estar más pendientes del pavimento que del tráfico. Son los más damnificados y se ven forzados a reducir la velocidad en ciertas vías donde no sería necesario hacerlo».

Para Díaz, «Madrid debería seguir el ejemplo de Castilla-La Mancha, la única comunidad que ha mejorado con respecto al informe anterior. Ha sido capaz de invertir su tendencia».

En conjunto, la AEC calcula que actualmente es preciso reemplazar 100.000 señales verticales de la red Estatal y otras 270.000 en la autonómica. También ve necesario repintar marcas de 30.000 kilómetros de carreteras estatales y 27.000 kilómetros regionales.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs