Así luce el yate de 6 millones de euros de Cristiano Ronaldo

Cuatro camarotes, cinco baños, un solárium y un bar a bordo son solo algunas de las comodidades de las que se puede disfrutar a bordo del Azimut Grande 27 Metri

Azimut Grande 27 Metri, un yate muy exclusivo.
Azimut Grande 27 Metri, un yate muy exclusivo. FOTO: Azimut

Tanto dentro como fuera del campo, Cristiano Ronaldo es una persona a la que le gusta destacar. El que ha sido considerado durante años como uno de los mejores futbolistas a nivel mundial, también ha provisto a la prensa de todo el mundo de contenidos fuera de la sección de deportes.

El portugués ha sido protagonista de numerosos titulares debido a sus excentricidades, ya que una buena parte de su riqueza ha sido gastada en propiedades y lujos que están al alcance de muy pocas personas.

En los pasados días ha sido noticia su última gran compra, una mansión en la paradisíaca zona de Quinta da Marinha, en la que planea retirarse junto a su familia cuando abandone el fútbol. Por ello, el delantero no ha querido escatimar en gastos y se habla de que el precio de la vivienda tras la remodelación rozará los 21 millones de euros.

Cubierta.
Cubierta. FOTO: Azimut

Y si nos sorprenden los precios de sus inmuebles, tampoco se quedan cortos los vehículos del astro del fútbol. A los habituales coches de lujo que se presuponen de una celebridad de su nivel se suman otra serie de transportes menos habituales, como un jet privado o uno de los yates más lujosos que existen en el sector.

Descubrimos el yate de Cristiano Ronaldo

Por mar, por cielo o por tierra, Ronaldo tiene clase. Sobre el agua ha decidido apostar por un megayate cuyo precio excede los 6 millones de euros. Esta exclusiva embarcación es una edición limitada de Azimut, una constructora italiana que únicamente construye 300 barcos al año y, por supuesto, acaban en las mejores manos.

Su casco tiene un diseño moderno y con carácter, con un marcado estilo deportivo. En el navío destacan las numerosas terrazas de los diferentes niveles y los grandes ventanales que invitan a que la luz se sienta protagonista. En el exterior se ubican un solárium en la planta superior junto a un jacuzzi, un bar con sillas altas y varios espacios chill out.

No falta ni un detalle dentro de este buque, el mobiliario ha sido diseñado por Achille Salvagni, el cual se ha encargado de que cada estancia sea elegante, pero con un toque personal que permite que la sobriedad no desvaríe en un espacio insulso.

El yate tiene 27 metros de eslora, en los que hay lugar para cuatro dormitorios amplios y cinco baños a bordo. El camarote principal ocupa todo el ancho del barco, con un vestidor y varios armarios. El resto de camarotes, ligeramente más pequeños, están conectados entre sí a través de una escalera de caracol que también lleva a las estancias comunes del yate.

Proa del barco según el fabricante.
Proa del barco según el fabricante. FOTO: Azimut

Y aunque el diseño es espectacular, no hemos de olvidar las prestaciones. El yate tiene una velocidad de crucero de 22 nudos, con dos motores de 1.900 caballos de potencia, que permiten disfrutar de la navegación sin olvidar las comodidades de tierra.