«Usamos la realidad virtual para reducir la ansiedad de los niños en la consulta»

La doctora Marta de Quixano, jefa del Servicio de Pediatría del Hospital El Pilar de Barcelona explica las ventajas que supone utilizar las nuevas tecnologías en Pediatría

La doctora Marta de Quixano, jefa del Servicio de Pediatría del Hospital El Pilar de Barcelona, del Grupo Quirónsalud, habla del uso de la realidad virtual en Pediatría

1¿Para qué se emplea a día de hoy la realidad virtual en Pediatría?

Los niños hoy en día se integran fácilmente en la tecnología. La realidad virtual puede ser una herramienta muy útil en Pediatría. Suele utilizarse para tratar fobias como el miedo a las agujas con escenarios diseñados para ello o simplemente ofrecer un entretenimiento al niño de manera que pueda desconectar de estar en el hospital o en la consulta médica. En nuestro proyecto nos pusimos como objetivo disminuir la ansiedad de los niños antes una consulta médica.

2 ¿Qué tipo de imágenes son las que se proyectan?

Lo que nos diferencia es que realmente les mostramos nuestras instalaciones pediátricas, las misma en las que el niño va a ser atendido y les enseñamos situaciones qua van a vivir como que les van a pesar y medir o que el médico va a utilizar un estetoscopio para escuchar su corazón y pulmones. De esta manera conseguimos hacer más amable su experiencia de visita a nuestras consultas. El Servicio de Pediatría del hospital y la «start-up» Nixi for the children hemos trabajado conjuntamente en diseñar en realidad virtual los escenarios en los que se va encontrar el niño y también las conversaciones. El pequeño podrá ver a sala de espera de consultas externas así como el interior de la consulta de Pediatría o de un box de urgencias pediátricas. Allí, una enfermera acompaña a Nixi, un personaje virtual, y le explica las situaciones en las que se va encontrar en esos escenarios: si le van a pesar, si le van a auscultar o si les van a vacunar... También recorren el box de urgencias pediátricas y ve como le atenderán si, un día, viene más enfermito.

3¿En qué casos estaría indicado?

Este tipo de iniciativas están indicadas en niños que tienen miedo a ir a médico, bien porque no saben lo que les va a pasar en la consulta, bien porque han vivido alguna experiencia anterior negativa (quizás cuando les pusieron una vacuna y relacionan al médico con el dolor…). De esta manera, al poner al niño en la situación que está a punto de vivir desde un punto de vista positivo y tranquilo, se relaja porque ya sabe lo que va a pasar. Siempre que un pequeño va a tener contacto con el sistema sanitario genera alguna pequeña o gran angustia, y el hecho de tener información adaptada a su curiosidad y su edad, disminuye el nivel de preocupación de nuestros pacientes por lo que va a suceder.

4 ¿Cuáles son beneficios se obtienen con ella?

Nuestro objetivo principal es reducir la ansiedad de los niños antes de a consulta de manera que también facilita al trabajo al profesional. No es lo mismo atender a un paciente que te mira de reojo esperando el momento de la vacuna. Si previamente han tenido una información amable sobre lo que pasará en esa consulta disminuye la ansiedad y el temor a la visita.

5¿Durante cuánto tiempo se «aplica» esta técnica?

La visita virtual dura algo más de dos minutos. Suficiente para entretenerlos y no aburrirlos.

6¿Desde cuándo se utiliza la realidad virtual con ese fin en este centro?

Este proyecto se puso en marcha a finales de años, coincidiendo con la inau-guración del nuevo centro de consultas externas pediátricas del centro, y se enmarca dentro de las iniciativas de humanización que está poniendo en marcha el Hospital El Pilar para mejorar la experiencia del paciente, en este caso la del paciente pediátrico y la de sus familias.

7¿Y qué aceptación ha tenido hasta el momento?

¡¡Tendríais que ver la carita de los niños!! Les sorprende y les entusiasma. Hasta los «papis» les dicen: «¿Me dejas ver un poco?».

8¿La usan ya, o piensan hacerlo en el futuro, en otras áreas además de la Pediatría?

La idea es hacer extensiva la realidad virtual a otros escenarios de hospital que puedan ser difíciles para nuestros pacientes pediátricos: el área quirúrgica, el de diagnóstico por la imagen, el laboratorio de análisis… En cada caso la información irá dirigida a la situación a que vayan a enfrentarse.

9 ¿Han observado mejores resultados desde su implantación?

¡Sí! Se tranquilizan y entran más relajados en las consultas. Los más parlanchines te dicen: «Ya se lo que me vas a hacer y que es para curarme». A los profesionales también nos facilita nuestra labor atender a un niño confiado y relajado. Creemos que es una experiencia positiva para nuestros pacientes y para los profesionales.

10¿Cómo valoran hasta ahora la experiencia?

Creemos que es una experiencia positiva tanto para nuestros pacientes como para los profesionales.