Tras la sublevación de sus jugadores, “Team Fortress 2″ recibe una importante actualización

Valve sigue respondiendo con hechos a la llamada de atención de sus usuarios, preocupados por la crítica situación del videojuego

"Team Fortress 2" ya tiene quince años a sus espaldas.
"Team Fortress 2" ya tiene quince años a sus espaldas. FOTO: La Razón (Custom Credit)

De nuevo, las protestas de la comunidad de “Team Fortress 2″ han dado sus frutos y, como resultado, ya pueden disfrutar de una nueva actualización oficial para el juego. El parche llega aproximadamente un mes después de la anterior revisión, que tuvo como objetivo solucionar algunos de los problemas relacionados con los servidores y el corte de paso a los bots, que son plaga en las partidas multijugador. Entre las novedades preparadas por Valve se encuentran varias soluciones destinadas a corregir errores y garantizar la estabilidad del juego. La compañía también introduce nuevos comandos para los operadores de servidores, que, desde ya, pueden expulsar a los jugadores cuyas CPU tardan demasiado en procesar los mínimos datos necesarios.

Los problemas decrecen

Estos paquetes de comandos también permiten obtener estadísticas completas en un servidor y desactivar por completo el daño por caída entre jugadores. El resto de las correcciones de “Team Fortress 2″ se centran en garantizar una mayor estabilidad en las partidas, corregir las animaciones, modelados y asegurar que las transparencias y elementos cosméticos funcionen correctamente.

El elenco de "Team Fortress 2".
El elenco de "Team Fortress 2". FOTO: La Razón (Custom Credit)

Valve también ha realizado correcciones que deberían garantizar la capacidad de expulsar espectadores de las partidas y la correcta visualización de los nombres de los bots. En el modo Arena, los jugadores ya no pueden unirse a partidas que estén próximas a finalizar y se corrige que los jugadores sin equipo puedan asesinar. También se ha solucionado el problema que impedía que no siempre se mostrara el motivo de desconexión del cliente y que las muertes fingidas de Spy no ofrecieran las imágenes correctas de las clases.

Pero poco a poco

La nueva batería de mejoras es el resultado de una campaña de protesta de la comunidad, que se ha exteriorizado en los foros del juego y redes sociales, así como el envío de comunicaciones dirigidas a medios especializados. A pesar de que el videojuego se ha mantenido imperecedero entre los 10 mejores de Steam, Valve no había actualizado el programa en años, lo que ha permitido que los bots -con una perfecta puntería- se hicieran dueños de sus servidores.

El desarrollador del título decidió poner fin a esta situación en mayo de este año, cuando publicó una nota en la que afirmaba que “estaba escuchando” las solicitudes de la comunidad. Hasta el momento, no está claro qué nivel de soporte brindará Valve al juego de disparos competitivo, pero es positivo comprobar que las demandas de sus usuarios no han sido completamente ignoradas.