Australia y Nueva Zelanda, un plató de cine seguro durante la pandemia

Grandes producciones internacionales de cine y televisión como “Avatar” o “Elvis” con estrellas como Zac Efron y Nicole Kidman encontraron un set de rodaje seguro en medio de la crisis sanitaria

(EFE). Grandes producciones internacionales de cine y televisión como “Avatar” o “Elvis” con estrellas como Zac Efron y Nicole Kidman han encontrado un set de rodaje seguro en Nueva Zelanda y Australia durante la pandemia.

A pesar de las fuertes restricciones de entrada en el país y la exigencia de pasar por una estricta cuarentena de 14 días, los grandes estudios y plataformas de televisión han desembarcado en los últimos meses en estos dos países oceánicos gracias a los bajos niveles de covid-19 y los fuertes incentivos financieros.”Seis importantes producciones internacionales han logrado ponerse en marcha en Nueva Zelanda” durante la pandemia, dijo esta semana la directora ejecutiva de la Comisión de Cine de Nueva Zelanda, Annabelle Sheehan, quien espera que se duplique la cifra para 2021.El cierre de sus fronteras en marzo pasado y la aplicación de uno de los confinamientos más estrictos del mundo se produjo en momentos en que Nueva Zelanda tenía 47 producciones en pleno rodaje, golpeando así fuertemente a este sector que aporta anualmente a la economía unos 2.139 millones de dólares (1.752 millones de euros).Pero a principios de junio de este año, el gobierno de Jacinda Ardern, elogiada mundialmente por su gestión frente a la pandemia, abrió las puertas del país a las grandes producciones internacionales, con el requisito de una cuarentena obligatoria de 14 días.Así llegó a Nueva Zelanda el director James Cameron y su equipo de 56 personas para el rodaje de “Avatar” 2 y 3, lo que permitió emplear a “400 trabajadores neozelandeses” y “un gasto de 70 millones de dólares en los próximos meses”, según cifró el productor del film, Jon Landau, en una entrevista el pasado junio con el canal TVNZ.”Hicimos la primera película aquí en Nueva Zelanda, que resulta ser el primer o segundo mejor país del mundo con mejor respuesta al coronavirus”, comentó Cameron en septiembre pasado durante una videollamada con Arnold Schwarzenegger retransmitida durante el 2020 Austrian World Summit.También se rodaron en estos meses la serie de Amazon de “El señor de los anillos” (“The Lord of the Rings”), en la que participa el español J. A. Bayona como productor ejecutivo y director de los primeros capítulos, o “El poder del perro” (“The Power of the Dog”), de la directora neozelandesa Jane Campion, que protagonizan Benedict Cumberbatch y Kirsten Dunst.El gobierno de Nueva Zelanda destinó en julio pasado un paquete de 164 millones de dólares (134 millones de euros) de fondos para las producciones cinematográficas y televisivas tanto locales como internacionales, así como incentivos que permiten reembolsos de hasta un 40 por ciento de los gastos de producción en el país, con un tope de 4,28 millones de dólares (3,49 millones de euros).

AUSTRALIA EL OTRO IMÁN DEL PACÍFICO

Australia, país que ha tenido éxito en la lucha contra la covid-19, a excepción del rebrote en Melbourne en julio pasado, también ha sido otro de los imanes del Pacífico para las grandes producciones internacionales.

Este año unos 37 proyectos de Hollywood, así como los servicios de streaming como Netflix, Disney y Stan trabajan en Australia en sus producciones en plena pandemia, una cifra que triplica el número alcanzado en 2019.

”Australia tiene una combinación ganadora”, señaló la directora ejecutiva de AusFilm, Kate Marks, al diario Australian Financial Review, al destacar el talento profesional reconocido mundialmente de los profesionales del sector, sus estudios y localizaciones.

Como parte del plan de recuperación económica tras la pandemia, el gobierno anunció en julio pasado que destinará 400 millones de dólares australianos (280 millones de dólares o 245 millones de euros) durante los próximos siete años con el objetivo de que productoras de cine y televisión decidan rodar en el país.

Australia “es un lugar para hacer películas (...) ya sean de Hollywood o Bollywood”, dijo el primer ministro australiano, Scott Morrison, al anunciar las ayudas que impulsarán las producciones internacionales que aportan anualmente 288 millones de dólares (236 millones de euros) a la economía del país.

Una de las últimas películas que se rodarán en este país oceánico atraído por estos incentivos es la “Thirteen lifes”, del director Ron Howard, quien dijo en un vídeo publicado por AusFilm que se siente “verdaderamente emocionado de traer su trabajo a Australia”.

La película, que será filmada en el estado de Queensland, se basa en el rescate de los doce niños y su entrenador que se quedaron atrapados en 2018 en la cueva Tham Luang, en el norte de Tailandia, y cuya historia dio la vuelta al mundo.

Zac Efron también se encuentra en Australia para el rodaje de la película “Gold”, al igual que Chris Hemsworth quien tiene el papel principal de la serie “Escape from Spiderhead” de Netflix.

A pesar de que Tom Hanks contrajo la covid-19 en Australia mientras rodaba el filme “Elvis”, esta estrella de Hollywood retornó al país en septiembre pasado para seguir con este proyecto de filmación dirigido por Baz Luhrmann.

Asimismo, Nicole Kidman entró a Australia en julio pasado con un equipo de rodaje para ser la coprotagonista y productora de la miniserie “Nine Perfect Strangers”, una adaptación del libro de su compatriota Liane Moriarty, en la que participarán también Melissa McCarthy, Luke Evans, Samara Weaving y Manny Jacinto, entre otros.