Un desgarrador grito por la verdad

El teatro Fernán-Gómez estrena “El grito”, un alegato sobre la lucha por la justicia y la equidad de las mujeres basado en hechos reales

Ana Fernández protagoniza "El grito" en el Fernán Gómez
Ana Fernández protagoniza "El grito" en el Fernán Gómez. Centro Cultural de la Villa Fernán Gómez

No es el de Munch, aunque fue de ese cuadro de quien tomó el nombre. “El grito” es una obra dramática basada en una historia real ocurrida hace algunos años en España, la de una mujer a la que una serie de acontecimientos, fruto de la sociedad machista patriarcal, cambiaron el rumbo de su vida y le tocó aguantar, uno tras otro, los embates del destino. Escrita por Itziar Pascual y Amaranta Osorio, la cuarta pieza que escriben juntas, su estreno absoluto será hoy viernes 26 en el teatro Fernán-Gómez, dirigida por la argentina Adriana Roffi. La idea le vino a Pilar de Yzaguirre –productora– de una noticia leída en el periódico.

El caso de una chica a la que le vinieron las cosas tan mal que se pasó ocho años de juicio. Me preguntaba: ¿Por qué la sociedad es tan incrédula con los testimonios de mujeres? ¿Por qué duda de nuestras intenciones, sospecha de nuestras conductas y nos marginan sin hacernos caso? A raíz de ella decidí unir mi lucha particular por los derechos de la mujer con mi pasión por las artes escénicas en una obra de teatro, porque creo que éste puede servir para dar ideas, para pensar y concienciar de que podemos mejorar nosotros y la sociedad”, afirma.

Aina se enamora de su jefe. Ambos quieren formar una familia con hijos, pero hay un problema debido a una relación anterior, él se hizo la vasectomía y no puede, así que recurren a la fecundación “in vitro”. Queda embarazada y él le pide que deje de trabajar para preparar su maternidad y ella acepta. Tienen mellizos, pero tras un periodo de felicidad, su marido va cambiando radicalmente de actitud, distanciándose hasta desentenderse completamente de los hijos y de toda relación con ella. A partir de aquí, indiferencia primero y abandono después, angustia, abatimiento y ninguna ayuda más que la de su madre enferma de Alzheimer. Sin trabajo ni dinero para recurre desesperada a una abogada de oficio. Es acusada de estafadora y adúltera, como madre soltera tuvo que pasar una travesía de soledad y reproches, el calvario de una batalla jurídica cuyas revelaciones y procedimientos cayeron como una losa sobre ella.

Para Pascual, “‘El Grito’ compendia muchas de las preguntas esenciales que nos hacemos como dramaturgas y como mujeres, las que tienen que ver con la incredulidad social ante nuestras circunstancias, la cultura de los cuidados, la maternidad, la relación madre hija, la lucha por la justicia y la equidad, el derecho al respeto y a una vida donde la presunción de inocencia sea una realidad”. A pesar de todo, “es también un acto de esperanza y de confianza –prosigue-. Aparte de su madre, hay dos personajes, dos mujeres del sistema judicial que creen profundamente en ella, su abogada, una mujer que se compromete profundamente en la defensa de la justicia y la verdad; y la jueza, formada en perspectiva de género, rigurosa y excelente y capaz de hacer una argumentación jurídica impecable”.

Para las autoras, “esta obra quiere rendir homenaje a esas mujeres tenaces que han sabido enfrentar grandes dificultades. Como afirma la jueza, “los prejuicios instalados en las creencias y mentalidades nos alejan del principio de igualdad, de dignidad y de los derechos fundamentales”. Tal vez por ello tantas mujeres, aún hoy, necesitan gritar para que la verdad sea escuchada”, afirman. En el reparto, Ana Fernández, Nuria García, Oscar Codesido, Lucía Barrado, Alberto Iglesias, José Luis Alcobendas y Carlota Ferrer.

Dónde: Teatro Fernán-Gómez CC de la Villa.
Cuándo: del 26 de febrero al 4 de abril.
Cuánto: 22 euros.