El Gobierno espera que las comisiones bajen con el fondo público de pensiones

El secretario de Estado de Seguridad Social defiende sus presupuestos por “prudentes”

El Gobierno espera que las comisiones bajen con la implantación del fondo de pensiones que prevé las recomendaciones del Pacto de Toledo y que se recoge en el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado de 2021. Así lo ha anunciado el secretario de Estado de Seguridad Social, Israel Arroyo, durante su comparecencia este miércoles en la Comisión de Presupuestos del Congreso de los Diputados. A su juicio, la creación de estos fondos de pensiones con el paraguas público introducirá mayores dosis de competencias en el mercado, lo que, sin duda, se traducirá en un recorte de las comisiones.

Después de remitirse al futuro desarrollo de los mismos para detallar cómo se articularán, ha advertido de las elevadas comisiones que se han detectado en los planes de pensiones privados, como consecuencia de su carácter individual y, por tanto, tener escasa capacidad para tirar a la baja estas comisiones. Acto seguido, ha defendido la creación del fondo público de pensiones y ha puntualizado que “España tiene buenos espejos en los que mirarse”, en alusión a los sistemas implementados por los Estados miembros.

Arroyo también ha salido al paso de las críticas vertidas por el gobernador del Banco de España sobre la credibilidad de las previsiones en las que se sustenta los Presupuestos. A su juicio, estas estimaciones son “prudentes”. Eso sí, ha pasado de puntillas sobre la petición de Pablo Hernández de Cos de no subir el 0,9% la pensiones, porcentaje previsto por el Gobierno de crecimiento de precios y considerado de irreal por el máximo responsable de la autoridad monetaria española, que alerta de que este año concluirá con una caída de la inflación de tres décimas.