Europa tendrá que pronunciarse sobre si la ley Celaá favorece la discriminación del español

Maite Pagaza alerta a la Comisión Europea sobre la “vulneración de Derechos Fundamentales” en España y sobre la discriminación de alumnos de lengua materna española en Cataluña

GRAFCAT1373. BARCELONA, 14/09/2020.- Dos niños hacen cuelgan sus mochilas en la Escola Catalonia de Barcelona este lunes, cuando un millón y medio de alumnos catalanes vuelven a las escuelas e institutos en un inicio de curso marcado por la COVID-19, que impedirá los abrazos de reencuentro y obligará a los estudiantes a acceder a las aulas de forma escalonada, con mascarilla, las manos lavadas y la temperatura tomada. EFE/Enric FontcubertaEnric FontcubertaEFE

Europa deberá pronunciarse sobre la cesión del Gobierno a los partidos independentistas para controlar el idioma en que se debe enseñar en las aulas, que implicaría que el castellano ya no sea lengua vehicular en Cataluña, como ya adelantó LA RAZÓN.

Esta misma tarde, la eurodiputada de UPyD en la delegación de Ciudadanos en Europa, Maite Pagazaurtundúa, ha dirigido una pregunta escrita con solicitud de respuesta a la Comisión Europea con el objetivo de “alertar sobre la vulneración de Derechos Fundamentales en España”.

En el texto, la eurodiputada informa a la comisión de que organizaciones defensoras de derechos fundamentales en España han denunciado que la enmienda pactada entre los grupos parlamentarios del PSOE, Unidas Podemos y ERC sobre el proyecto de Ley Orgánica de Modificación de la Ley de Educación (LOMLOE) “suprimirá el carácter de lengua vehicular de enseñanza para el español, llevando a una discriminación de los alumnos de lengua materna española”.

Según advierte la eurodiputada, “vulnera el derecho constitucional a recibir la educación en una lengua oficial como es el español”. Además, argumenta, “se producirá una vulneración de derechos fundamentales la Declaración de los Derechos del Niño de la UNESCO (artículos 2,3, 28 y 29)”, entre otros. Es por ello que Pagaza cuestiona a la comisión sobres i tendrá en cuenta estos hechos en su próximo informe sobre el cumplimiento del Estado de Derecho en España.

Europa tendrá que evaluar en el citado informe si el cambio de la Ley Celaá favorece la discriminación del español. La Comisión Europea no tiene competencias para cambiar la ley, pero al haber un procedimiento de control del estado de derecho, al menos sí tendrá que tenerlo en cuenta en su próximo informe anual.