Gente

Antonio David destapa “la cara B” del concierto homenaje a Rocío Jurado del 8-M: “No fue limpio”

El malagueño incide en algunos claroscuros que, bajo su punto de vista, enturbiaron el espectáculo

Antonio David y Rocío Carrasco, en el concierto homenaje a Rocío Jurado, en un montaje
Antonio David y Rocío Carrasco, en el concierto homenaje a Rocío Jurado, en un montaje FOTO: La Razón GTRES

Más de una semana después, continúa la polémica sobre la producción del concierto homenaje a Rocío Jurado que se celebró en el WiZink Center de Madrid el pasado 8 de marzo, el Día Internacional de la Mujer. El espectáculo, desarrollado bajo la figura de Rocío Carrasco, la heredera universal de ‘la más grande’, se emitió posteriormente en Telecinco, y es en este punto donde se localiza la controversia. Diego Arrabal fue el primero en dar a conocer el enfado de algunas artistas invitadas al descubrir en su contrato de colaboración una clausula de cesión de derechos de imagen, y ahora ha sido Antonio David Flores el que ha profundizado más en este asunto, decidido a destapar una supuesta “cara B” del espectáculo.

En un nuevo vídeo de su canal de Youtube, Antonio David incide en la “poca transparencia” sobre la que, según su punto de vista, se desarrolló el concierto. El malagueño pone el foco en algunos claroscuros que despiertan interrogantes, como las empresas elegidas para la producción del espectáculo o el destino de los fondos recaudados por la emisión del mismo en Telecinco. En este sentido, el otrora guardia civil cuenta con el testimonio de Óscar, un pianista profesional que asegura haber conversado con dos artistas que actuaron en el WiZink Center.

La cantante Pastora Soler durante el concierto benéfico que rinde homenaje a Rocío Jurado
La cantante Pastora Soler durante el concierto benéfico que rinde homenaje a Rocío Jurado FOTO: Javier Lizón EFE

El músico asegura que las cantantes desconocían hasta el último momento que el concierto se grabaría para posteriormente retransmitirse en Telecinco. Además, atendiendo siempre al testimonio de Óscar, a las artistas les sorprendió que en el contrato de cesión de derechos de imagen no se encontrara ninguna clausula que especificara el destino de los beneficios de dicha emisión. Se presupone que, teniendo en cuenta el objeto benéfico del concierto, se donarían también a la Fundación Ana Bella, pero en ningún momento se aclaró del todo: “No fue limpio”.

Antonio David Flores reflexiona en su canal y considera que se trató de una producción que despertó algunos interrogantes importantes incluso en las cantantes invitadas y que enturbió lo que debió ser un homenaje a la gran Rocío Jurado.