Italia llegará a la “cuota cero” de contagios en mayo

Un primer estudio científico estima que se podrían frenar en la segunda o tercera semana del mes.

Coronavirus Emergency in Naples
Personal del hospital Cardarelli de Nápoles sostiene un casco con la palabra "gracias" ofrecido por el cuerpo de bomberos como símbolo del reconocimiento a su laborCIRO FUSCOEFE

Italia ha ido siempre unos días por delante de España en cuanto a la progresión por la pandemia de la enfermedad, y salvo pequeños altibajos puntuales, puede ser un referente también para un futuro inmediato. Con 11.600 víctimas mortales hasta ayer, y más de 75.000 enfermos, sigue registrando un elevadísimo número de contagios -especialmente de sanitarios- cuya curva empieza a dar los primeros síntomas esperanzadores.

Aun así, el colapso sanitario es total, y aunque empiezan a recibir ayuda, las autoridades se niegan a hablar siquiera de plazos para controlar la pandemia. El que sí lo ha hecho es el Instituto Einaudi de Economía y Finanzas (Eief), un centro universitario de Roma apoyado por el Banco de Italia, que está elaborando un trabajo de investigación en base a las tendencias de las últimas semanas. El propósito: realizar las primeras proyecciones fiables sobre la fecha en que Italia alcanzará la “cuota cero” en el registro de nuevas infecciones.

Entre el 5 y el 16 de mayo. Esa es la primera estimación del momento en que, según las tendencias actuales, los nuevos casos de contagio de Covid-19 podrían desaparecer. Debería ser ese tiempo, según los datos disponibles recogidos por el periódico “Corriere della Sera”. Pero algunas regiones, incluidas Veneto y Piamonte, pueden alcanzar el resultado ya en la primera quincena de abril y, en cualquier caso, casi todas en el mes siguiente.

La base estadística se realiza con los datos proporcionados todos los días por Protección Civil. Con ellos y las variaciones diarias, Eief formula sus propias extrapolaciones. En un primer vistazo se comprueba que algunas regiones parecen estar muy por delante de otras para contener la epidemia y alcanzar el objetivo de día cero. En Trentino-Alto Adige, el umbral debería alcanzarse el 6 de abril; en Basilicata al día siguiente, en Puglia debería alcanzarse el 9 de abril. En Veneto llega el 14 de abril, Lombardía el 22 de abril y Emilia-Romaña el 28 de abril. La última es Toscana, la región donde la curva se dobla más lentamente, con un umbral programado para el 5 de mayo. Por el momento, el modelo no prevé las fechas para tres regiones: Marcas, Molise y Cerdeña, porque la base de datos se considera por el momento no lo suficientemente grande, informa el rotativo italiano.

No obstante, Franco Peracchi, autor del estudio, advierte de la fiabilidad de los datos utilizados. “Cabe señalar que el número de casos en este momento no es igual al número de habitantes infectados, sino solo a aquellos que han dado positivo. Es muy probable que la cantidad de personas actualmente contagiadas sea mayor”. “Además, la proporción entre casos positivos y el número de personas infectadas en un momento dado no debe considerarse constante, porque los criterios y la intensidad de las pruebas varían con el tiempo y entre las regiones”, añade.