Qué son y cómo funcionan los submarinos de propulsión nuclear que Australia comprará a EEUU

Más rápidos y resistentes, y mucho más caros que los submarinos diésel-eléctricos convencionales

Thumbnail

Australia ha roto el mayor acuerdo militar del momento al cancelar con Francia un contrato firmado en 2017 con el constructor naval francés Naval Group para el desarrollo de 12 submarinos convencionales valorado en casi 31.000 millones de euros. Estas embarcaciones estarán destinados a patrullar las cosas australianas para disuadir a su gran rival chino de un posible ataque. El giro de 180 grados de las autoridades de Australia les ha llevado a anunciar la firma de un pacto con EEUU y Reino Unido, enmarcado en una alianza de seguridad bautizada como AUKUS en el Indo-Pacifíco, por el que se compromete a comprar a Washington ocho submarinos de propulsión nuclear.

No sabemos aún qué tipo de submarinos desarrollará EEUU para su socios australiano pero sí la tecnología que será usada y que según el primer ministro del país, Scott Morrison, ha sido clave a la hora de cancelar el acuerdo con Francia, donde su ministro de Exterior ha hablado de “traición” y de “puñalada por la espalda” de Joe Biden al quitarle a París el llamado ”contrato del siglo”. Australia pretende proteger sus aguas del norte de cualquier amenaza naval y proyectar su poder naval en el Mar de China Meridional junto con la Armada de EEUU y la de Reino Unido.

Solo seis países han operado submarinos nucleares hasta ahora: China, Francia, India, Rusia, Reino Unido y Estados Unidos. En los próximos años Australia se sumará a este exclusivo club y se convertirá en el segundo país, después del Reino Unido, en recibir la tecnología estadounidense. EEUU y Reino Unido poseen dos tipos de submarinos de propulsión nuclear, según la CNN, los de misiles balísticos y los de ataque. Australia parece haberse decantados por los de ataque.

¿Un submarino de propulsión nuclear es un arma nuclear?

No. Para que el uranio pueda tener una aplicación armamentística debe estar enriquecido por encima del 90%. Un submarino de propulsión nuclear significa que se está propulsado por la energía eléctrica que se genera a partir del proceso de división de átomos dentro del pequeño reactor nuclear que utiliza el submarino. ¿Cómo se alimentan los reactores de un submarino de propulsión nuclear? Suelen alimentarse con uranio-235 enriquecido al 50% y el isótopo uranio-238. Dentro del reactor, el uranio-235 es bombardeado con neutrones para producir una fisión nuclear, que libera neutrones en un proceso constante de reacción en cadena nuclear. La energía que desprende emana en forma de vapor de calor cuya fuerza se usa para impulsar turbinas que generan electricidad para el submarino.

¿Australia quiere submarinos de ataque?

Los submarinos de propulsión nuclear son embarcaciones de ataque y pueden llevar ojivas nucleares, si bien el Gobierno australiano ha dejado claro que ninguna de estas embarcaciones llevará a bordo misiles con capacidad nuclear. “Los submarinos de ataque están diseñados para buscar y destruir submarinos enemigos y barcos de superficie; proyectar energía en tierra con misiles de crucero Tomahawk y Fuerzas de Operaciones Especiales; llevar a cabo misiones de Inteligencia, Vigilancia y Reconocimiento; apoyar operaciones de grupos de batalla, y participar en guerra de minas“, dice la Marina de EEUU.

El submarino USS Illinois (SSN 786) de clase Virginia FOTO: Petty Officer 1st Class Michael AP

¿Qué tipo de submarino podría comprar Australia?

Es una decisión que aún no ha sido anunciada desde el Gobierno australiano. Pero The Guardian especula con la idea del submarino de la clase Virginia, ya que es el último diseñado en EEUU, fabricado por General Dynamics. Funciona con un solo reactor nuclear y puede viajar a más de 25 nudos con una tripulación de 130 personas. Estos submarinos no disponen del icónico periscopio y en su lugar usan un mástil fotónico que incluye video de alta definición e infrarrojos.

¿Puede usar misiles nucleares?

Sí, los submarinos tipo Virginia, los últimos diseñados por EEUU, vienen equipados con 12 tubos de lanzamiento de misiles verticales y cuatro tubos de torpedos de 533 mm, y son capaces de lanzar 16 misiles de crucero Tomahawk, a los que potencialmente se les podría incorporar una ojiva nuclear. Sin embargo, si hay algo en lo que el gobierno australiano ha sido muy claro, es que los submarinos no estarán armados con armas nucleares y que Australia no busca obtener capacidad de armas nucleares.

¿Es más ventajoso la propulsión nuclear que el submarino convencional?

Los submarinos nucleares son más resistentes y no necesitan salir a la superficie con tanta frecuencia como los submarinos de propulsión diésel, que son los que Australia iba a construir con la empresa Naval Group francesa. Además, los de propulsión nuclear no necesitan repostar el reactor durante la vida útil del submarino. Solo requieren salir a la superficie cuando hay una avería o cuando se necesita provisiones para la tripulación. Sin embargo, al ser más pesados no pueden moverse en aguas poco profundas, lo que los hace más fáciles de detectar.

¿Y los diésel-eléctricos?

Los diésel pueden ser más silenciosos y más pequeños y se deslizan con facilidad por aguas poco profundas en las costas o estuarios de los ríos, donde son más difíciles de detectar, según explica el experto militar Royce Kurmelovs en The Guardian, pero no pueden operar en mar abierto durante períodos prolongados. Los de propulsión nuclear, debido a debido a la alta eficiencia de la energía nuclear, pueden operar a alta velocidad durante períodos más largos que los submarinos diesel-eléctricos convencionales.

¿Podrá lanzar armas nucleares?

Eso no quiere decir que el submarino no sea capaz de hacerlo. Usando la clase Virginia como ejemplo, la construcción viene equipada con 12 tubos de lanzamiento de misiles verticales y cuatro tubos de torpedos de 533 mm. Es capaz de lanzar 16 misiles de crucero Tomahawk en una salva, pero se puede modificar para montar sistemas de armas más pesados. Si bien estos misiles podrían construirse potencialmente para llevar una ojiva nuclear, a partir de 2019 las únicas variaciones del misil Tomahawk en funcionamiento eran no nucleares.

¿Cuánto cuesta un submarino de propulsión nuclear?

Su coste es mucho más elevado que uno propulsado por diésel y asciende a más de 5.000 millones de dólares. Además, requiere para su fabricación mano de obra altamente cualificada, algo que Australia esperar encontrar en sus programas de formación universitarios. No está claro aún de dónde procederá el uranio enriquecido necesario para el funcionamiento del reactor nuclear, porque si bien Australia posee uranio en su suelo actualmente no dispone de la tecnología para su enriquecimiento. El tiempo de fabricación es largo y el primer ministro australiano Scott Morrison ha dicho que los futuros submarinos de propulsión nuclear podrían estar listos para 2040. Lo que ha anunciado su Ejecutivo es un estudio con EEUU y Reino Unido de 18 meses para ver cómo construir mejor submarinos de propulsión nuclear.