MENÚ
sábado 22 septiembre 2018
17:27
Actualizado
Consulta
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Yulia Skripal asegura que su «vida ha quedado patas arriba» tras ser envenenada

  • Yulia Skripal, hija del ex espía ruso, durante su entrevista en Londres
    Yulia Skripal, hija del ex espía ruso, durante su entrevista en Londres

Tiempo de lectura 2 min.

24 de mayo de 2018. 01:57h

Comentada
Celia Maza Londres. 24/5/2018

ETIQUETAS

Yulia Skripal, la hija del ex espía ruso Serguei que fue envenenada junto a su padre el pasado 4 de marzo en la localidad británica de Salisbury, en lo que las autoridades de Reino Unido califican de un intento de asesinato por parte de Rusia, aseguró ayer que su vida «ha quedado patas arriba». En una entrevista concedida a la agencia de noticias Reuters, la primera comparecencia ante los medios tras recibir el alta hospitalaria el mes pasado, señaló que está «feliz de estar viva». Asimismo, apuntó que espera regresar a Rusia, su país natal, aunque sea «a largo plazo».

Durante la entrevista, la hija del espía, que todavía está bajo protección de las autoridades británicas, pidió que se respete la privacidad de ambos. Skripal no respondió a las preguntas de los periodistas, pero entregó una carta en inglés. En el escrito explica que «visitaba a su padre Serguei cuando ocurrieron los hechos». También detalla que se enteró de lo que había sucedido a través de los medios de comunicación, después de permanecer 20 días en coma. «Todavía me cuesta entender que los dos hemos sido atacados», describe. «El hecho de que un agente nervioso fuese usado para hacer eso es chocante», ha apuntado.

Respecto a la recuperación, asegura que fue «lenta y extremadamente dolorosa». No quiso entrar en detalles, pero matizó que el tratamiento fue «invasivo, doloroso y deprimente». En su carta, agradece al personal del hospital de Salisbury y a las personas que los ayudaron el día del ataque.

Moscú niega en todo momento que esté detrás del ataque. El embajador ruso en Londres, Alexander Yakovenko, ha reclamado varias veces ver a Yulia, pero sin éxito. «Agradezco la oferta de ayuda de la Embajada rusa, pero en este momento no necesito sus servicios», explica la joven. «No quiero que nadie hable por mi o por mi padre», matiza.

El caso de los Skripal ha provocado una crisis diplomática entre Reino Unido y Rusia. Downing Street ordenó expulsar a los diplomáticos rusos de suelo británico y numerosos países de todo el mundo siguieron sus pasos, a lo que el Kremlin dio idéntica respuesta. El ex espía, que se recupera en otro lugar secreto desde el 18 de mayo, era un agente ruso al que la Inteligencia británica reclutó en España para hacerse con los secretos del Kremlin. Fue detenido y condenado en Rusia, pero finalmente fue liberado en un canje de espías con Estados Unidos. Desde entonces vivía en Reino Unido.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs