Ayuso fiscalizará a Sánchez: el PP pedirá la comparecencia de tres ministros por la gestión de Barajas

Los populares quieren que todos los responsables políticos y técnicos del Gobierno central con responsabilidad en el “coladero” del aeropuerto den explicaciones en la Asamblea de Madrid

Thumbnail

En la última semana del pasado mes de diciembre, la cepa británica entró en Madrid a través del aeropuerto de Barajas. La Sanidad madrileña detectó el caso de un joven que acudió a un centro de salud después de haber viajado desde la capital británica a Madrid. Dio positivo en un test de antígenos. A los pocos días, tanto su padre como su madre y una hermana acudieron con los mismos síntomas y esta circunstancia hizo saltar las alarmas en torno a la posibilidad de que pudiera tratarse de la cepa británica. Y así fue. El Gobierno de Isabel Díaz Ayuso llevaba meses alertando a Moncloa de la necesidad de establecer protocolos más estrictos en el aeropuerto. Sin éxito. Semanas más tarde, la escena se repitió. Un varón de 44 años, que entró en España el 29 de enero a través de Barajas, introdujo en la región la cepa brasileña.

Y es que la falta de controles efectivos en el aeropuerto ha sido una de las principales quejas de Ayuso con la gestión de la pandemia realizada por Sánchez. Ahora, tras verse consolidada al frente de la Comunidad de Madrid por el inapelable resultado en las elecciones del 4 de mayo, la todavía presidenta en funciones ha iniciado el camino para fiscalizar esa gestión y, precisamente, el primer paso lo dará con lo sucedido en Barajas.

Anunció ayer, tras la reunión de su Gobierno en la Puerta del Sol, que el grupo parlamentario popular llevará a la Asamblea regional una propuesta para crear una comisión de investigación en torno a la falta de controles desplegados en Barajas en la contención del coronavirus. El objetivo de esta comisión será «saber cuáles son las medidas que se están poniendo en marcha para controlar la entrada del virus, cuántos pasajeros finalmente han estado afectados, dónde van estos casos y, sobre todo, tener más información al respecto porque ha habido una absoluta falta de transparencia al respecto». Esto es, aportar luz a una gestión marcada por la oscuridad y las sombras, porque el Gobierno no ha aportado datos.

Fuentes del Gobierno regional señalan a LA RAZÓN que la intención de Ayuso y de su equipo es que comparezcan en la Asamblea todos los responsables políticos y técnicos que han tenido tienen competencias con lo sucedido en Barajas en los últimos meses. Desde el Ministerio de Fomento, titular del aeropuerto, a los de Aena o los del Ministerio de Sanidad, por su responsabilidad en los controles dependientes del sanidad exterior. Por todo ello, su voluntad es que, entre otros muchos, sean llamados los ministros Carolina Darias y José Luis Ábalos, además de Salvador Illa, anterior responsable del departamento sanitario en el Ejecutivo de Sánchez.

Según los datos ofrecidos por la presidenta, ya se han confirmado un total de 731 personas contagiadas a través de Barajas de forma sintomática. Cifra que se eleva hasta por encima de los 2.900 contagios en el caso de las personas que llegaron al aeropuerto sin síntomas. «Actualmente», añadió, «tenemos todavía a 24 pacientes en el Hotel Ayre Colón». Recordó que en mayo del año 2020 ya solicitó al Gobierno de España «una actuación para seguir protegiendo a nuestros ciudadanos en la Comunidad de Madrid, ya que el aeropuerto internacional Madrid-Barajas es uno de los que tiene más tránsito en el mundo y no hemos tenido prácticamente información».

La intención del Gobierno de Ayuso y del grupo parlamentario popular es que la comisión de investigación eche a andar lo antes posible. Teniendo en cuenta el calendario de constitución de la Asamblea y de nombramiento del nuevo gobierno –en Sol dan por hecho que los nuevos consejeros tomarán posesión en torno al 21 de junio–, es probable aunque en ningún caso fácil que la comisión pueda iniciar sus trabajos antes de las próximas vacaciones: «Para ser más eficientes y, sobre todo, para proteger a los ciudadanos de cara al verano esto es importante que se estudie».

El anuncio de Ayuso se concretó horas después de que la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, criticara desde el Congreso a Ayuso y asegurara que la «libertad» pregonada por la presidenta madrileña y los datos de esta región, de los «peores» de España, han influido en el hecho de que Reino Unido no incluya nuestro país entre los destinos seguros para el turismo. Fue más allá al lamentar que Ayuso diga «que lo que importa es la libertad, irse de cañas, a los toros, que lo que importa es la movilidad cuando le dé la gana y donde le dé la gana». En contestación a estas afirmaciones, Ayuso instó al Gobierno a «aceptar» el resultado de las urnas y a dejar de utilizar las instituciones contra Madrid.

El examen al Gobierno de Sánchez por la gestión de Barajas se une a otros elementos de su acción de Gobierno con los que tratará de consolidar su papel de contrapeso a Moncloa, como sucede con su política educativa –de oposición a la Ley Celaá– y en materia fiscal.