El tercer radar que más multa en España está en Huelva y recauda 5,6 millones de euros al año

Se encuentra situado en el punto kilométrico 79.900 de la H-31

Un cartel avisa de la presencia de radares para el control de la velocidad
Un cartel avisa de la presencia de radares para el control de la velocidad

El tercer radar de la Dirección General de Tráfico (DGT) que más recaudó en 2019 en multas por infracciones -un total de 5.636.700 euros- se sitúa en la provincia de Huelva; en concreto, en el punto kilométrico 79.900 de la H-31.

En total, la DGT recaudó en 2019 un total de 182.061.700 euros en multas por infracciones captadas por radares fijos y de tramo.

Según las estadísticas de Tráfico el radar con más recaudación de todo el año está situado en el punto kilométrico 478.100 de la AP-7, en Valencia. Recaudó 5.828.300 euros.

Le siguen el radar, también fijo, del punto kilométrico 156.500 de la A-3, en la provincia de Cuenca, con multas por un valor de 5.693.000 euros, y, en tercer lugar, el ya citado ubicado en la H-31, en la provincia de Huelva.

Por su parte, el radar de tramo que más ingresó a las arcas públicas fue el colocado en la AP-6 en el pk 49.200, en la provincia de Madrid, el sexto que más recaudó el año pasado, con 4.465.100 euros.

Por el contrario, el radar menos eficiente en materia de multas fue el del pk 2.800 de la VA-900, en Valladolid, pues sólo captó infracciones valoradas en 100 euros. El segundo que menos ingresos dio a la DGT fue el de la N-550, en el pk 55.800 en A Coruña (200 euros) y el tercero el de la AC-840 en el pk 14.800, también en A Coruña (300 euros).

MÁS INGRESOS EN 2018 Y 2017

No obstante, la recaudación total por multas de radares fijos y de tramos (no se incluyen los móviles) de 2019 fue inferior a la de años anteriores. De hecho, en 2018 los ingresos ascendieron a un total de 226.763.200 euros, mientras que en 2017 se recaudaron 223.409.150 euros.

Durante 2018, el radar que más multas puso también fue en una carretera valenciana: uno de tramo situado en la CV-35 en el pk 3.700, que ingresó 7.220.200 euros. Le siguen el radar fijo de la A-7 en el pk 246.000 (5.858.000 euros) y el de la MA-20 en el pk 10.400 (4.845.500 euros), ambos en la provincia de Málaga.

Y en 2017, el que más recaudó por sanciones fue el colocado en la N-VI en el pk 59.200, en Segovia, al recaudar 6.618.600 euros. En el ránking de radares más ‘multones’ también está el situado en la A-44 en el pk 76.300, en Jaén (6.488.900 euros) y el de la A-7 en el pk 246.000 en Málaga (5.293.900 euros).