Coronavirus

Tudanca reivindica la importancia del campo “siempre” y no solo ahora en tiempos de pandemia

El líder del PSOE se reúne con las Opas y Urcacyl a quienes traslada su propuesta de crear un fondo de contingencia agraria dotado con 50 millones para aliviar al sector

El secretario regional del PSOE, Luis Tudanca, atiende a la prensa desde el despacho de su casa
El secretario regional del PSOE, Luis Tudanca, atiende a la prensa desde el despacho de su casaPsoecyl

El secretario regional del PSOE, Luis Tudanca, parece que ha abandonado ya definitivamente su silencio discreto de este mes de pandemia, y en esta última semana ha intensificado sus reuniones telemáticas ya sea con los suyos, como el lunes en la Ejecutiva o el miércoles en una charla en Instagram Live con Iratxe García para hablar de Europa, o bien con representantes de otros sectores, como este jueves ha hecho con las organizaciones agrarias y las cooperativas representadas por Urcacyl.

Un encuentro que Tudanca aprovechaba para trasladar a los distintos líderes agrarios algunas de las propuestas que incluye en el plan de 3.000 millones que presentó a la Junta para la reconstruir la Comunidad ante un futuro económico y social complicado como el que se avecina, entre las que se encuentra el Fondo de Contingencia Agraria, dotado con 50 millones de euros, dirigido a aliviar un poco al sector en su conjunto, pero especialmente y a través de ayudas directas a los agricultores de la patata o a los ganaderos del del ovino de carne o del tostón, que son los que peor lo están pasando por el cierre de la hostelería principalmente.

Igualmente, el secretario regional del PSOE trasladaba también a los representantes agrarios su compromiso con el campo, al que considera “esencial” pero no sólo ahora en estos tiempos de pandemia, por la labor que están realizando garantizando que haya alimentos a los ciudadanos, sino “siempre” como motor económico y social para luchar contra la despoblación y fijar población en los pueblos y conseguir que Castilla y León “crezca ahora pero también y sobre en el futuro”.

Tudanca ponía en valor las medidas adoptadas por el Gobierno de Pedro Sánchez dirigidas a la actividad en el campo, entre las que destacaba las ayudas directas a sectores más afectados o la flexibilización en la contratación de temporeros, y pedía a la Junta de Castilla y León que “haga lo propio” y se implique más con este sector, especialmente a la hora de utilizar la Junta de Arbitraje y el mediador de la cadena de valor para su cumplimiento y de esta forma “evitar la especulación” que se está produciendo en sector con motivo de la crisis sanitaria del coronavirus. Igualmente, en este encuentro telemático se acordaba exigir al Gobierno de Fernández Mañueco un plan inmediato de actuación en la lucha del control de la fauna salvaje, que sea liderado por la Administración autonómica y, a ser posible, con medios propios.

Reunión teemática de Luis Tudanca con las organizaciones agrarias y las cooperativas
Reunión teemática de Luis Tudanca con las organizaciones agrarias y las cooperativasPsoecyl

Que la Junta empiece a trabajar en la creación de una lonja o lonjas sectoriales a nivel autonómico, por su conocimiento de cada uno de los sectores; la necesidad de que se aborde un cambio en el modelo productivo, también el agrario y con protagonismo para las cooperativas, para que, tras esta crisis, podamos salir más fortalecidos; que se proporcione a los veterinarios los medios de protección adecuados, como se hace con los profesionales sanitarios; y la necesidad “urgente” de una campaña de sensibilización hacia los pequeños productores de queso y leche, fueron otras de las reivindicaciones de las organizaciones agrarias y Urcacyl que el PSOE hacía suyas, según han informado fuentes del partido del puño y la rosa.

Finalmente, Tudanca aseguraba que todas estas medidas son necesarias pero que la principal de cara al futuro es que Europa se implique y dé una respuesta a la delicada situación actual a través de la Política Agraria Común (PAC) dotando de los recursos suficientes, al menos lo que Castilla y León recibe en el actual periodo, y que el dinero que se reparta llegue a los que se dedican realmente a la actividad agraria.