Los municipios catalanes con más delincuencia

La mayoría son del área metropolitana de Barcelona y, en menor medida, del Maresme

El refuerzo policial en el Raval quiere neutralizar el auge de la delincuencia y la inseguridad
El refuerzo policial en el Raval quiere neutralizar el auge de la delincuencia y la inseguridad

Un estudio realizado en Manresa a finales del año pasado indica que la capital de la comarca del Bages es la undécima ciudad de toda Cataluña donde se cometen más robos violentos o con intimidación por cada mil habitantes.El informe se elaboró cruzando los datos en este ámbito del Institut d’Estadística de Catalunya (Idescat) y el Ministerio del Interior. Pero a Manresa la superan diez municipios.

Los 10 municipios catalanes con más de 20.000 habitantes que encabezan este ranking son todos del cinturón de Barcelona y de la comarca del Maresme, con la única excepción de Vilafranca del Penedès. El municipio más conflictivo es Sant Adrià de Besòs que con 197 delitos de este tipo denunciados en 2021, lo que hace que se produzcan 5,26 por cada mil habitantes, una cifra muy por encima de la media catalana.

La capital catalana es la segunda ciudad del país en la que hay más robos violentos por cada mil vecinos, con 4,43. De enero a diciembre se denunciaron un total de 7.378. Badalona es el municipio que completa este podio con 819 robos violentos, que son 4,43 por cada mil habitantes.

A continuación, y hasta llegar a la décima posición hay municipios muy cercanos a Barcelona, como Hospitalet de Llobregat, Santa Coloma de Gramanet o Cornellà y Mataró y El Masnou. En cambio, municipios mucho mayores que Manresa, entre ellos todas las capitales de provincia menos la ciudad de Barcelona, tienen un índice mejor que Manresa.

Así, Girona se encuentra en la posición 12 de este ránking, con 1,84 robos violentos por cada mil habitantes después de que en los nueve primeros meses se hayan denunciado 191 hechos penales de este tipo. Siguiendo con las capitales de provincia, Lleida se sitúa en el puesto número 20 de la lista, con 1,49 robos por cada mil habitantes y un total de 210; y en el puesto 27 encontramos Tarragona, con 1,28 delitos de este tipo por cada mil vecinos, después de que se hayan producido 175 durante este período.

En el conjunto de Cataluña, durante el mismo período se cometieron 1,89 robos por cada mil habitantes. En toda la comunidad autónoma, la cifra de robos violentos que se han denunciado entre enero y septiembre del año pasado fueron un total de 14.599.

Los hechos delictivos en Cataluña crecieron el 5,7% durante la primera mitad del año pasado, aunque en la ciudad de Barcelona, que en 2020 concentró el 37,5% de delitos, éstos se redujeron 11,4%. Con este descenso, combinado con el incremento de toda Cataluña, la capital concentra el 31,46% de todos los hechos delictivos denunciados en el país.