Sanidad estudiará las quejas de las matronas por el protocolo que impide un acompañante en el parto

La plataforma Change.org recoge una iniciativa para paralizar esta medida

La Conselleria de Sanidad no descarta realizar modificaciones en el protocolo emitido que impide que las mujeres puedan tener un acompañante tanto en la sala de dilatación como en la de parto. “Nos han llegado las quejas. Las estamos estudiando”, ha asegurado la consellera del ramo, Ana Barceló, quien ha dado entender que podría producirse algún cambio de manera inminente.

Las matronas han expresado su rechazo a esta medida, que ha impuesto la Conselleria en todos los hospitales valencianos, porque consideran que el estado de alarma no justifica que se tenga que privar a la mujer de este derecho. Además recuerdan que esta situación, así como el hecho de que se separe al bebé de su madre, genera graves problemas de salud para ambos.

En la plataforma Change.org se ha puesto en marcha una recogida de firmas para defender el derecho de las madres a dar a luz acompañadas. A última hora de la mañana llevaba más de 25.000 peticiones firmadas.

Barceló defendió ayer que no era seguro que entrasen acompañantes a las salas de parto y de las de dilatación para evitar contagios y como alternativa dijo que la mujer podría tener un telefóno móvil para estar en contacto, en los momentos que fuese posible, con la persona que ella eligiese. Esta podría esperar en la habitación a que finalizase el parto.