Así se ha desplomado un edificio de doce plantas en Miami, que ha dejado un muerto y 99 desaparecidos

«Todo el edificio tembló como un terremoto», narran los supervivientes. El bloque tenía cuarenta años de antigüedad y 130 apartamentos

Thumbnail

Al menos una persona murió este jueves al derrumbarse parte de un edificio residencial de 12 plantas y 40 años de antigüedad en una calle principal de Miami Beach, donde los bomberos luchan por rescatar a las personas que quedaron atrapadas.

Los bomberos del condado de Miami Beach, en Estados Unidos, confirmaron la primera víctima mortal del derrumbe, que se produjo en plena noche cuando los residentes del edificio dormían.

Cincuenta y una personas están desaparecidas después del derrumbe parcial de un edificio de doce plantas en Miami Beach, según informó este jueves un concejal de la ciudad al canal local de la cadena CBS. El canal indicó que, según su fuente, esas personas no han aparecido más de diez horas después del derrumbe del edificio Champlain Towers.

Hasta ahora solo se ha confirmado una víctima mortal y una decena de heridos, y 35 personas rescatadas con vida de sus apartamentos.

Tras el derrumbe, cuyas causas se desconocen, una montaña de escombros se formó junto al edificio Champlain Towers, donde han trabajado a lo largo de la noche unos 80 rescatistas en la búsqueda de posibles víctimas y supervivientes para sacar del edificio a las personas que están todavía dentro.

En los servicios de comunicación de emergencia, los bomberos de Miami Beach indicaron que trabajaban en el colapso del edificio "con múltiples pacientes" y solicitaban la asistencia de "todas las unidades disponibles".

Numerosas personas se han congregado en las inmediaciones del edificio, por fuera del cordón de seguridad, como Santos Mejía, quien dijo al canal Local 10 que su esposa, Janet Rodríguez, estaba en el edificio cuidando a una persona de 95 años y le llamó para decir que había sentido un terremoto. Ambas se encuentran bien, según pudo saber por el teléfono Santos Mejía, pero siguen en el edificio.

Un helicóptero de la Policía de Miami-Dade Police sobrevuela el edificio siniestrado
Un helicóptero de la Policía de Miami-Dade Police sobrevuela el edificio siniestrado FOTO: David Santiago AP

Las escenas eran terribles. En Surfside, el contraste entre las aguas lapislázuli y la nube de polvo, entre las escenas de playa y los escombros era un hervidero humano, mientras los servicios de emergencia buscaban a posibles supervivientes entre los restos.

Sin especular sobre los motivos

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, proclamó su esperanza de encontrar supervivientes. Lamentablemente, los perros que emplean los bomberos y la Policía no parecían capaces de hallar a nadie.

En una rueda de prensa, DeSantis comentó que las televisiones no podían hacer justicia al trágico espectáculo del gigantesco edificio caído. Dijo que los servicios de emergencia habían logrado contactar con algunos supervivientes y que esperaban sacarlos de entre el amasijo. «Todavía tenemos la esperanza de poder identificar a más supervivientes», explicó. También comentó que era muy pronto para especular con las causas del accidente y aseguró que los ingenieros trabajan para determinarlo.

La Casa Blanca, por boca del portavoz Ike Hajinazarian, ha expresado su solidaridad y dolor con las víctimas de este «horrible incidente, así como con las familias que esperan con angustia mientras los equipos de búsqueda y rescate evalúan y trabajan a través de la devastación». «La Casa Blanca continúa vigilando la situación y enviamos nuestro agradecimiento a los heroicos servicios de emergencia, que trabajan incansablemente para salvar vidas».

La comisionada Sally Heyman del condado de Miami-Dade, por su parte, ha explicado que «las unidades de bomberos y homicidios del Departamento de Policía de Miami-Dade, la Cruz Roja y los profesionales que trabajan en los sistemas y el centro de reunificación» trabajaban para acotar el perímetro de las personas que vivían en el edificio. «Es difícil obtener el recuento completo», indicó, «pero a partir de las 10 de la mañana, se determinó que había 99 personas desaparecidas». También aclaró que eso no significaba que estén entre bajo los cascotes del edificio, sino sencillamente que todavía no ha sido posible localizarlos.

El edificio fue construido en 1981 y contaba con 136 apartamentos. «Todo el edificio tembló como un terremoto», le dijo uno de los supervivientes a la emisora de televisión local, WPLG, «Abrí mi ventana corrediza y vi una columna de polvo y luego abrí la puerta y vi que el edificio se había derrumbado en la parte de atrás». La emisora también confirmó que la ciudad había procedido a cortar el suministro eléctrico del edificio, en previsión de posibles incendios, y que en los últimos días se había empleado maquinaria pesada en unas obras en la azotea, aunque se desconoce la influencia que esto haya podido tener.

Jenny Urgelles se despertó con la noticia de que el edificio de sus padres se había derrumbado. Los llamó, pero ambos teléfonos saltan directamente al contestador, contó a WSVN 7 News. «Me aferro a la esperanza. Estoy muy desesperada por saber qué está pasando», aseveró Urgelles.

Seis paraguayos continúan también desaparecidos según el Gobierno de Paraguay. El presidente Mario Abdo Benítez suspendió ayer su agenda oficial, pues una de las personas que aún no se ha localizado es Sophia López Moreira, la cuñada del mandatario.