La deslealtad de los socios de Sánchez: aprovechan el mensaje de Navidad para cargar contra el Rey y la Monarquía

Tanto Unidas Podemos como el PNV y los partidos independentistas vascos y catalanes se cebaron contra Felipe VI

Tanto el PSOE como el PP, así como Ciudadanos, Vox y varios presidentes autonómicos, valoraron muy positivamente el discurso de Nochebuena de Felipe VI, pero la mayoría de los socios del Gobierno de Sánchez, como Unidas Podemos o EH Bildu, aprovecharon para cargar contra el Rey y contra la Monarquía a cuenta de que no hiciera referencia a la situación de su padre, el rey emérito Juan Carlos I.

Así, Unidas Podemos, el principal socio del Gobierno, se mostró especialmente duro con Felipe VI por eludir referirse a su padre, el emérito Juan Carlos I, ante la situación judicial que le rodea y pidió una reforma de la Constitución “más republicana”.

En este sentido, la portavoz de Podemos, Isa Sierra, ha dicho que, una vez más, eludió referirse a su padre y a los “escándalos graves de corrupción” del rey emérito, que debería comparecer ante la Justicia y la ciudadanía para dar cuenta de ellos.

También ha hablado del tema el portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, que cargó contra el discurso del Rey por no haber hecho mención al emérito “fugado” en Abu Dabi y ha criticado que, a su juicio, Felipe VI no haya manifestado “ni una sola palabra de autocrítica”.

“Felipe VI eligió una habitación pequeña pero el elefante en ella es gigante. Ni una sola palabra de autocrítica. Ni una sola palabra sobre el emérito fugado en Abu Dabi. Ni una sola palabra sobre la Casa Real. Felipe VI habla sobre todos los temas, excepto uno: la monarquía”, ha escrito Echenique en sus redes sociales.

En una retaíla de mensajes, ha destacado del tradicional discurso navideño la puesta en valor de los trabajadores públicos, el esfuerzo colectivo de la vacunación, la igualdad de género y la lucha contra el cambio climático, algo que, a su juicio, “contrasta con las actividades corruptas de su padre sobre las que calla”.

En este sentido, ha rechazado que solo defienda la Constitución “para defender la monarquía”.

Finalmente, ha lanzado varias preguntas a continuación de sus anteriores mensajes: “¿Para qué sirve un rey que demuestra su impotencia cuando dice defender principios contrarios a lo que representa? ¿Para qué sirve una corona que impide el cambio por su propia naturaleza; que calla sobre su corrupción y es incapaz de reformarse? ¿Para qué sirve la monarquía?”, ha zanjado.

EH Bildu

Por su parte, la portavoz de EH Bildu en el Congreso de los Diputados, Mertxe Aizpurua, ha reprochado al rey que no hiciera referencia alguna a “los escándalos de corrupción de su padre, que asolan a la Monarquía”.

Esa omisión en un discurso que “un año más, es más revelador por lo que no dijo que por lo que dijo”, demuestra “el escaso nivel de credibilidad que tiene el monarca y la institución a la que representa”.

Para Aizpurua, resulta “irónico” que el rey abogara por que las instituciones mantengan su dignidad e integridad en las políticas sociales y pública, algo “curioso” cuando lo expresa “el jefe de una monarquía que no está dando ningún viso de dignidad”.

“Está fuera de toda duda que la corrupción está en la esencia de la monarquía española”, una institución que “todos sabemos de dónde viene y a dónde va”, aunque “estamos asistiendo a una operación de imagen para desligar y hacer un cortafuegos entre lo que fue el rey emérito y lo que puede ser este rey”, ha añadido.

En la misma línea, el portavoz del PNV en la Cámara Baja, Aitor Esteban, ha afirmado que para tener "credibilidad" cuando habla de "integridad pública y moral", el rey tendría que decir que la inviolabilidad de la Corona "puede ser modificada en la Constitución".

PNV

El portavoz del PNV en el Congreso de los Diputados, Aitor Esteban, se ha referido al mensaje de Nochebuena de Su Majestad el Rey Felipe VI para advertir al monarca que “credibilidad” no es “cambiar de foto y escenario del discurso” y que “el hablar de integridad pública y moral no es garantía de que exista esa integridad pública y moral”.

En una comparecencia en Bilbao, Esteban ha considerado que el discurso del Rey de este año “no se ha diferenciado mucho de otros años con respecto a un enunciado de temas, que algunos de ellos pueden estar bien, pero sin entrar en detalle”.

Esteban ha dicho que le ha sorprendido de que “haya habido una única frase cortita, muy concreta, hablando de que los responsables institucionales deben ser ejemplo de integridad pública y moral”. “Me sorprende, porque parece que está poniendo deberes a todo el mundo y él pasa de puntillas únicamente diciendo esa frase sobre el grave problema que aqueja a la corona”, ha criticado.

Además, ha indicado que “este tipo de frases no es que las oigamos ahora, es que su padre las repetía continuamente en los discursos de cada año, lo de ejemplo de integridad pública y moral, y vemos en qué andaba y cómo se comportaba, desde luego no cumpliendo con la labor y lo que se espera de un jefe del Estado y en representación de la institución a la que representaba”.

Asimismo, ha señalado que “la credibilidad” tiene que ver también con que “cuando se preguntan asuntos parlamentarios sobre la Corona en el Parlamento sean contestados y que no haya una especie de muro que haya absolutamente opaca a la jefatura del Estado”. “El hablar de integridad pública y moral no es garantía de que exista esa integridad pública y moral, como hemos visto anteriormente, y cambiar el escenario y las fotos no es suficiente”, ha insistido.

Por otro lado, el dirigente jeltzale le ha recordado al Rey que “en el Estado español hay más de una nación”, pero él “vuelve a referirse como si este asunto y este problema no existiera, como si no supiera, o más bien no le importara, que hay un número importante de ciudadanos que sienten que existe una nación vasca y una nación catalana”.

Independentismo catalán

Duras críticas también desde el independentismo catalán, especialmente de ERC, socio clave del Gobierno de Pedro Sánchez. Así, el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha reivindicado sus valores republicanos y su defensa de la “causa de la libertad y el progreso”, frente al “discurso vacío” del rey Felipe VI.

“Somos republicanos”, ha subrayado Aragonès, que ha destacado el “contraste muy claro” entre la monarquía y la figura de Macià, que “unió la causa de la libertad y la causa del progreso”.

Uno de los más críticos con el rey ha sido el diputado del PDeCAT en el Congreso Genís Boadella, que le ha reprochado su apelación a “ser ejemplo de integridad pública y moral”.

Según Boadella, “no vale pedir ejemplaridad” cuando el propio rey “forma parte de una institución que no ha dado ningún ejemplo” ni “ninguna explicación por la salida del rey emérito” de España.

También el líder de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Ernest Maragall, ha criticado el “cinismo” del rey al hablar de “integridad moral”, algo que le suena “casi como una burla grotesca”.

eyp/ros

(foto) (vídeo) (audio)