Paz Vega: «‘‘Mask Singer’’ es una fantasía maravillosa»

La actriz, ganadora de la primera edición del programa de entretenimiento revelación del año, consiguió despistar a los investigadores

La actriz Paz Vega,  ganadora de 'Mask Singer' en España
La actriz Paz Vega, ganadora de 'Mask Singer' en EspañaATRESMEDIA ANTENA 3ATRESMEDIA ANTENA 3

La primera edición del programa de entretenimiento en Antena 3 «Mask Singer» nos ha dejado muchas lecciones sobre la televisión. La primera es el trabajo constante de las cadenas de Atresmedia para sorprender y a la vez contentar a varios millones de espectadores cada día o cada semana. En su última gala, el espacio presentado por Arturo Valls consiguió superar todas las expectativas y los datos de audiencia, y anotó una cuota de pantalla del 25,9% y que juntó frente al televisor mientras se desenmascaraba a Camaleón, Cuervo, Caniche y Catrina a más de tres millones de personas.

Mucho miedo

El segundo punto es la calidad que hay que ofrecer para convertirse en el fenómeno de la temporada con solo ocho galas. En este punto entra en juego el espectacular casting que dio lugar a la participación en «Mask Singer» de famosos como Georgina Rodríguez (León), Pepe Navarro (Pulpo), Norma Duval (Unicornio), Máximo Huerta (Gamba), Fernando Tejero (Monstruo), Terelu Campos (Cerdita), Pastora Soler (Pavo Real) y Al Bano (Girasol). En la final la audiencia le puso cara a Genoveva Casanova (Caniche), Toni Cantó (Camaleón) y Jorge Lorenzo (Cuervo). La ganadora absoluta de la primera edición de «Mask Singer» fue la actriz Paz Vega, que se ocultaba tras la máscara de Catrina. «Me llegó la propuesta y me lancé de cabeza porque conozco el formato y me fascina», confiesa a LA RAZÓN sobre sus razones para aceptar el desafío del programa al que describe como «una fantasía maravillosa que invita a reunirse con la gente que quieres para disfrutar de un momento divertido y retador. Todo el mundo quiere adivinar quién se esconde detrás de la máscara».

Ella lo cuenta con mucha tranquilidad tras haber tenido en vilo a casi el 30% de la audiencia, a los internautas, y al jurado y grupo de investigadores formado por Javier Calvo, José Mota, Javier Ambrossi y Malú. Desde el principio se imbuyó perfectamente de la filosofía de «Mask Singer» y está orgullosa «de haber aceptado un reto que me daba mucho miedo; de haber cantado canciones sin ser cantante, y de mi esfuerzo por intentar despistar a los investigadores con cambios en la voz», y matiza que «al final se trata de eso, de despistar y sorprender a la audiencia». Para otras máscaras el reto vocal de interpretar grandes temas en un escenario fue peliagudo, pero Vega lo describe como «precioso» porque al ser «la técnica vocal fundamental en la vida del actor», confiesa «estar acostumbrada a ese trabajo». La sevillana se atrevió a cantar temas como «Bang Bang, «Taki Taki» o «La llorona», siempre dentro de una estrategia. «Hubo temas más afines a mí, como ’'La llorona’' o ’'Todos me miran’', y aunque todos me gustaban, en el juego del despiste todo cabe. Y por eso me atreví a interpretar temas que están más alejados de mi radar: para crear confusión. Y viendo los resultados, creo que funcionó», explica Vega.

Un regalo

La actriz consiguió rodearse de secretismo para mantener el misterio de su identidad y revela que «yo particularmente soy muy obsesiva con estas cosas. Y si va de secretos, ¡a mí no me sacan nada! Ni mis hijos, ni mis padres, ni mis amigos... Nadie sabía nada... Solo Orson, que me ayudaba a tener la coartada perfecta en casa cada vez que iba a grabar». Desde el corazón, Paz Vega, que estrenará cuatro películas «que hice antes y durante la pandemia», dice sentirse «muy afortunada en el trabajo pues, pese a la difícil situación, no he parado», y destaca asimismo «el regalo tan bonito» que ha supuesto para ella el programa. «Llegar a la final es sentir que el público ha disfrutado con mi propuesta, sin saber ni siquiera quién soy en realidad». Pura esencia de «Mask Singer».