El presidente del PP, Pablo Casado, y al fondo, Santiago Abascal.

Casado y el bueno odio a Vox

Pablo se desmarca de Abascal (su antiguo compañero y amigo) porque ser de derechas en este país le da corte